EL YOGURT.

(Todo sobre el yogurt, ¿qué es el yogurt?, sus bondades, como preparar un yogurt casero y más)

- Por: Pier Lacto -

Historia:
 

Que, ¿quién inventó el yogurt?, pues la verdad, no lo sé. Que, ¿cómo así fue que se inventó?, pues tampoco lo se. Nadie lo sabe en realidad. Lo que si se sabe es que desde hace muchísimos siglos -e incluso milenios- el hombre consumía leche agria, la cual era una suerte de leche fermentada o sea una forma de yogurt. Basta con repasar las fuentes históricas, para descubrir que la leche agria ya era consumida en la India 3500 años atrás; de igual manera se lo menciona en la Biblia, lo que indica que los lugareños del cercano oriente ya lo disfrutaban cientos de años antes de cristo, claro que los griegos y romanos, dominantes en esas épocas, parece que no le encontraron el gusto.

El yogurt como tal, recién se conocería en Europa hacia 1542, aunque esto de forma aislada, pocos lo llegaron a conocer por estos años. Habría que esperar al siglo XX para que occidente recién lo conociera. Y de esto se ocuparía Isaac Carasso y su hijo Daniel -a quien el cariñosamente llamaba DANONE- quienes iniciarían la producción del yogurt en pequeña escala, allá en el viejo continente.

Así, para la década del 50' y 60', el yogurt ya había logrado capturar el gusto de millones de consumidores. Pero es recién en las décadas del 80' y 90' que se produce el verdadero boom, mucho de ello gracias al creciente interés habido en la población de los llamados países del primer mundo, por prolongar la vida y conservar la salud y la estética.

 

¿Qué es el yogurt?

En primer lugar, cabe decir que el yogurt no es otra cosa que un derivado más de la leche, encontrándose dentro del grupo de las denominadas leches fermentadas. Ahora claro, es común asociar el fermento de los alimentos a putrefacción, lo cual es cierto, pues la fermentación de un alimento ocurre por la acción de microorganismos -bacterias y hongos- que destruyen las características normales de este. Sin embargo, en el caso de las leches fermentadas digamos que no se da una fermentación putrefactiva, sino una fermentación positiva que repotencializa a la leche.

Entonces, el yogurt es una variedad de leche fermentada, y recalquemos esto, "una variedad", pues también hay otras como la llamada leche cultivada y la que algunos conocen como leche probiótica. Todas las cuales presentan características organolépticas similares al yogurt, diferenciándose únicamente por los microorganismos que contienen.

Ahora bien, en el caso del yogurt, los microorganismo que fermentan la leche son dos: el lactobacilus bulcaricus y el streptococcus thermophilus. Las cuales, también son conocidas como bacterias lácteas; y conviene anotar aquí que estas no son para nada microorganismos patógenos o peligrosas para el organismo humano, sino que por el contrario, son bacterias que pasaran a formar parte de la flora intestinal.

 

Los beneficios del yogurt:

  • El yogurt es muy digerible y fácilmente asimilable por el organismo.
  • Ayuda al organismo a absorber mejor los minerales de otros alimentos.
  • Favorece el buen funcionamiento del intestino, pues refuerza la flora intestinal.
  • Ayuda a combatir algunos tipos de infecciones vaginales.
  • Asimismo, algunos estudios indican que el yogurt contiene propiedades estimulantes del sistema inmunológico.
  • Así también se indica que podría prevenir algunos tipos de cáncer.
  • Y, el yogurt, también puede ayudar a controlar los efectos secundarios de los antibióticos.

 

Como preparo un yogurt en casa:

Preparar un yogurt en casa no es dificil, por el contrario esto es más fácil de lo que cree. Para hacerlo solo sigue el procedimiento siguiente:

Insumos y materiales:

  • 2 Litros de leche fresca (dos cajas).
  • 1 vaso de yogurt natural de 140 ml. o poco más.
  • Un recipiente plástico con tapa.
  • Una olla.
  • Una cuchara.
  • Una cocina.
  • Algunos trapos o mantas pequeñas.
  • Y, un termómetro, aunque no es urgente.

Preparación:

Una vez conseguido todo, pon a calentar en la olla los 2 litros de leche fresca, esto hasta que la leche alcance una temperatura de 50ºC o en su defecto si no tienes termómetro, introduce el dedo en el recipiente y cuando ya no resistas la calor quiere decir que ya está. Luego, una vez caliente la leche, retiras del fuego la olla y vaceas el contenido en el recipiente plástico, al cual a continuación añades el yogurt. Agita bien con la cuchara, para que el yogurt se disperse parajo. Finalmente, coloca la tapa al recipiente y cubrelo con los paños, envuelvelo como si fuera una pelota, con varias capas. Deja reposar el preparado por 24 horas y tendrás como resultado el esperado yogurt. Luego de esto, a guardar en la refrigeradora y a consumir cuando lo desees.

Consejos:

(1)
Si por alguna razón no salio bien, quiere decir que faltó calentar más la leche o no estuvo lo suficientemente abrigado el recipiente.
(2)
Antes de consumirlo, recuerda separar el equivalente a un vasito de yogurt o más para una próxima preparación, tienes dos oportunidades más. Guarda el vasito en la refrigeradora y tapalo con algo para que no tome los olores de los otros alimentos.

 

Consejos para comprar un yogurt:

  • El yogurt, para conservar sus características debe mantenerse frio. Por ello es importante que el vendedor lo mantenga en refrigeración y que tú lo guardes en la refrigeradora.
  • Lee las etiquetas de los envases. Si eres diabético compra los que contengan sustitutos del azúcar común, como el nutrasweet. Y si eres de los que cuida su consumo de calorías, compra las versiones Diet o light.
  • Los yogures con sabores a fruta son generalmente sabores artificiales, consideralo al momento de comprar, tal vez te convenga el yogurt natural.

 

Recomendaciones para consumirlo:

Si preparaste tu propio yogurt o gustas del yogurt natural te aconsejo lo siguiente:

  • Combinalo con miel de aveja, es riquísimo y beneficioso por partida doble.
  • Con frutas frescas, las fresas, las uvas y el platano le caen bien. Aunque la verdad, no hay fruta que desentonecon el yogurt.
  • En licuados o jugos de frutas.

 

Fuente:Pier Lacto.

au revoir, les amis