YO TENGO RAZON

El objetivo de esta actividad es ayudarte a tomar conciencia del efecto que provoca el uso de la fuerza cuando se trata de cambiar la manera de pensar de alguien.

Para esta actividad necesitar buscar a alguien que te ayude.

Antes de empezar necesitas pensar en algo de lo que estés absolutamente seguro. Por ejemplo, tu edad o tu dirección.

La tarea de tu ayudantes es leerte las frases que están a continuación, despacio y dándote tiempo para prestarle atención a tus reacciones al oír cada frase.

Tu tarea es prestarle atención al tipo de reacciones que provoca en ti cada una de las frases que te dice tu ayudante.

 

Elige la idea en la que te vas a centrar y pídele que empiece cuando estés listo.

Recuerda, al leer las frases es importante ir dando tiempo al que escucha para que se fije en el tipo de reacciones que le provoca cada frase.

 

* ESO ES FALSO

* ESTAS EQUIVOCADO

* SOY UN EXPERTO EN ESTOS TEMAS Y TE ASEGURO QUE NO  TIENES                         RAZON

* NATURALMENTE SI TU LO PIENSAS SERÁ POR ALGO, PERO CREO QUE TE EQUIVOCAS

* YA SE QUE ES COMO TU PIENSAS, PERO ME PREGUNTO SI HABRÍA OTRAS POSIBILIDADES

* SI PUDIERAS CAMBIARLO ¿POR QUE LO CAMBIARÍAS PARA QUE FUERA AUN MEJOR?

 

¿Cuales fueron tus reacciones a cada frase?

¿Qué frases te reafirmaron en tus opiniones?

¿Qué frases te provocaron una reacción de rechazo hacia el hablante?

¿Qué frases te animaron a plantearte otras posibilidades?

En suma, ¿qué frases te ayudaron a encasillarte en lo que ya creías y cuales te ayudaron a generar nuevas ideas?