En esta sección reproducimos noticias y artículos breves que han aparecido a lo largo del año 2001 en la prensa

En  esta  sección  reproducimos  noticias  y  artículos  breves  que  han  aparecido a lo largo del  año 2002  en  la  prensa  española  sobre  temas  relacionados  con  HUNGRÍA

 

(resolución óptima  800x600 píxels)

 

ver  noticias   2000            ver noticias 2001

 

 

 

UE-AMPLIACION/HUNGRIA

Orban afirma que Hungría quiere mismas posibilidades países UE

Budapest, 31 ene (EFE).- El primer ministro húngaro, Viktor Orban, afirmó hoy, jueves, que los húngaros no quieren subvenciones sino iguales posibilidades dentro de la Unión Europea, haciendo referencia a la decisión del Comisión sobre la financiación de la ampliación de la UE.


Orban señaló que en esta decisión "no hay un trato igual para todos porque se tratará de forma diferente a los que entren ahora a la UE, principalmente en el terreno de la agricultura".


La propuesta, aprobada por la Comisión Europea, consiste en introducir a partir de 2004 los pagos directos a los agricultores y las cuotas de producción para los 10 nuevos países de la Unión.


En una primera fase, las ayudas ascenderían al 25 por ciento de la media comunitaria para el año 2004, al 30 por ciento en 2005 y 35 por ciento en 2006, y los niveles de subvenciones se irían incrementando hasta igualarse con los antiguos Estados miembros en el año 2013.


"Lo que nosotros queremos no son subsidios sino bases iguales en la competición en el mercado", recalcó el jefe de gobierno magiar.
Orban informó que ha consultado con los jefes de gobierno de Eslovaquia, República Checa y Polonia para tratar en una reunión en Budapest una "reacción coordinada frente al documento".EFE na/lab

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

1 febrero 2002

 

 

 
COMISIÓN EUROPEA


Polonia y Hungría censuran el plan agrícola propuesto

Piqué advierte contra los intentos de mezclar la ampliación al Este de la Unión Europea y la reforma de la Política Agrícola Común (PAC).

Madrid / Budapest. Polonia y Hungría rechazaron ayer la PAC en miniatura que la Comisión Europea propuso el miércoles para los países candidatos. El primer ministro de Hungría, Víktor Orban, censuró las propuestas realizadas por Bruselas sobre las ayudas agrícolas e indicó que la peor noticia para Hungría es que no vamos a ser tratada en condiciones de igualdad con los socios actuales, ni siquiera cuando comience el nuevo ciclo presupuestario.

Bruselas propuso la víspera que los agricultores del Este reciban sólo el 25% de las ayudas directas que se conceden actualmente sus colegas de la UE. Por su parte, el Gobierno polaco también rechazó la propuesta de Bruselas de conceder de forma progresiva las ayudas directas a los agricultores de los futuros países socios.

Por su parte, el ministro de Exteriores español y presidente de turno de la UE, Josep Piqué, advirtió ayer en Madrid contra cualquier intento de mezclar las negociaciones de ampliación con la futura reforma de la Política Agrícola Común (PAC) porque, a su juicio, se comprometería el calendario que los Quince acordaron para finalizar este año las negociaciones con diez de los doce candidatos.

Espero que podamos llegar a un acuerdo este semestre y que no solo no se paralicen las negociaciones sino que podamos cumplir con el objetivo de que concluyamos las negociaciones con diez de los candidatos.

Asimismo, recordó que en Laeken quedó claro que hay que respetar el acervo comunitario y por lo tanto, no poner en cuestión las actuales políticas comunes y entre ellas la política agrícola y la regional, así como la necesidad de respetar el marco financiero decidido en Berlín.

 

 

ECONOMIA

 

Polonia y Hungría rechazan una transición en la UE como la de España

EFE (BUDAPEST)

     Los ministros de Exteriores de Hungría y Polonia rechazaron ayer los largos períodos transitorios que propone la Comisión Europea para la integración plena de los futuros nuevos miembros de la UE en la Política Agrícola Común.

     El húngaro János Martony y su colega polaco, Wlodzimier Cimosewicz, consideraron "injustas'' las condiciones que propone Bruselas para los países que se adhieran a la UE en el 2004.

     La Comisión ha propuesto que las subvenciones para los nuevos Estados miembros se incrementen paulatinamente y sólo en 2013 quedarían igualados a los percibidos por los Quince.

     Los dos ministros recordaron que en los próximos días se reunirán en Hungría los jefes de gobierno del grupo de Visegrado -República Checa, Eslovaquia, Hungría y Polonia- para unir posturas ante las negociaciones con la UE.

     Esta coordinación entre los países del Grupo Visegrado debería ampliarse a los demás candidatos, opinaron.

     Ambos recordaron que el proyecto presentado por la Comisión Europea la semana pasada no es la postura definitiva de la UE, y por ello confían en que se podrán mejorar las condiciones para los nuevos miembros. Cimosewicz subrayó su convicción de que "se podrá llegar a un acuerdo basado en la cordura y el compromiso con los países de la UE''.
Los 10 años de periodo transitorio que rechazan suponen idéntico plazo al que Bruselas impuso a España a partir de su adhesión en 1986, que luego se vieron reducidos a 7 cuando, en 1993, se instauró el Mercado Único.

 

OTAN/HUNGRIA-RUMANIA              18.02.2002

Hungría apoya una rápida integración de Rumania a la OTAN

Budapest, 18 feb (EFE).- El Gobierno húngaro apoya la rápida integración de Rumania en la OTAN y su futura entrada en la Unión Europea por considerarlo una prioridad estratégica, señaló hoy el ministro de Exteriores magiar, János Martonyi.

El jefe de la diplomacia húngara hizo estas declaraciones a la prensa en Budapest tras firmar una declaración con su homólogo rumano, Mircea Geoana.
Ambos ministros destacan en su declaración conjunta la importancia de intercambiar las experiencias obtenidas por Hungría durante su proceso de integración en la OTAN, de la que es miembro desde 1999.
Martonyi y Geoana participaron hoy en la reunión de la Comisión Mixta Intergubernamental, creada hace cinco años tras la firma del acuerdo bilateral entre los dos Gobiernos en 1996.
Gaoana recalcó la importancia del hecho de que Rumanía, como Eslovaquia y Eslovenia, hayan sido invitados a participar en la cumbre de la OTAN que se realizará el próximo noviembre en Praga.
El ministro rumano destacó que "si Rumanía, Eslovaquia y Eslovenia formarán parte de la OTAN, Hungría dejaría de ser una especie de enclave aislada de los demás miembros de la alianza, con lo que habría además estabilidad regional".
El documento subraya que en los últimos años han mejorado las relaciones bilaterales entre los dos países y se están solucionando los problemas que existieron en el pasado.
También recuerda que continúa de forma dinámica la relación comercial, económica, social y política entre los dos Estados y los firmantes se comprometen seguir mejorando esos lazos. EFE

 

HUNGRIA-MOTOR

Empresa nipona Toyo Seat invierte 20 millones euros en Hungría

Budapest, 4 mar (EFECOM).- La fábrica nipona de piezas para asientos de automóviles, Toyo Seat, instalará su primera empresa filial en Europa en la localidad de Százhalombatta, al norte de Hungría, con una inversión de 20 millones de euros (unos 14,3 millones de dólares), informaron hoy fuentes de la compañía.

El director interino de la Toyo Seat en Hungría, Takahama Yoshihiro, explicó que en marzo de 2003 se terminará la construcción de una parte de la fábrica donde comenzarán a trabajar 40 personas, cifra que aumentará a 300 cuando concluyan definitivamente las obras.
La Toyo Seat cuenta con empresas filiales en Estados Unidos, China y las Islas Filipinas.
La nueva fábrica de la Toyo Seat no tendrá que pagar impuestos durante tres años, estipula el acuerdo firmado con la dirección de la ciudad de Százhalombatta.

 

Hungría exige el mismo trato que los miembros antiguos de la UE

Aznar afirma que habrá ampliación pese a 'técnicos y sabelotodo'

 

 

 


PERU EGURBIDE, ENVIADO ESPECIAL | Budapest                                EL PAÍS, 5 de  marzo 2002

Hungría no busca ayudas en la Unión Europea, no quiere subvenciones, pero sí exige 'igualdad de trato, que no haya diferencias entre los apoyos que se dan a los antiguos y a los nuevos miembros, que los agricultores húngaros tengan las mismas condiciones de partida que los demás', dijo ayer el primer ministro húngaro, Viktor Orban. Para conseguirlo, afirmó, se comportará como 'un país duro, no fácil, aunque razonable', a fin de que las negociaciones concluyan este año.

Orban, que, para demostrar sus filias españolas se refirió tanto a José Ortega y Gasset -'de él venía todo lo que, durante 20 o 30 años, se supo aquí de una Europa unida', dijo- como a una conocida marca catalana de vinos y a la sangría, afirmó que, por lo que se refiere a las negociaciones de ingreso en la UE, ha aprendido mucho de España. 'Hemos aprendido que hay que negociar de manera abierta, pero defendiendo siempre los intereses nacionales', explicó, antes de remitirse al ejemplo de cómo, en el Consejo Europeo de Berlín de 1999, Aznar bloqueó el consenso durante horas hasta lograr el mantenimiento de las ayudas regionales a España.

El presidente del Gobierno español, que ayer en Budapest agradeció poco la pregunta de una periodista local sobre si España estaría dispuesta a renunciar a parte de esas ayudas regionales en beneficio de los candidatos -'una cosa, señorita', le espetó, 'es la solidaridad y otra hacer política pegando patadas a las mesas'-, suscribió la advertencia de Orban de que el ingreso de los países del Este, más que como ampliación de la UE, debe ser considerado como 'la reunificación de Europa', y se agarró a este enfoque político para transmitir un mensaje optimista. 'Habrá una multitud de negociaciones técnicas muy difíciles', dijo. 'Habrá técnicos, ayudantes de técnicos y muchos sabelotodo, pero, al final, la voluntad política de reunificar Europa será una realidad'.

El primer ministro húngaro, socio de Aznar en el Partido Popular Europeo (PPE), aprovechó la visita del presidente español, que, tras visitar anoche Letonia, concluye hoy en Lituania el último tramo de su gira por los países candidatos, para exponer sus quejas ante las propuestas de la Comisión Europea de que las ayudas agrícolas directas a los nuevos miembros se introduzcan sólo gradualmente, y por las noticias de que Alemania y otros países rechazan frontalmente la concesión de tales ayudas.

El argumento de Orban es claro: su país, con sólo el 6% de sus 10 millones de habitantes empleados en el campo, y buena parte de los 3.500 millones de euros de superávit comercial que registra con la UE procedentes del sector agrícola, no busca subvenciones, sino posibilidades de aumentar sus ventas. 'No queremos proteccionismo, sino mercados, libre competencia', reiteró Orban.

Aznar reconoció la ventaja de Hungría sobre otros candidatos, al anunciar que España no pondrá restricciones a los inmigrantes húngaros, ni siquiera para evitar, como ocurre con Polonia, convertirse en un coladero de paso hacia Alemania y otros países que mantendrán sus barreras. No obstante, instó a su anfitrión a perseverar en 'el marco de estabilidad política y vigorosas reformas económicas' para lograr 'más productividad, más empleo, más competitividad'.

 

 

 

 

El embajador de Hungría destaca las expectativas de las empresas navarras en su país


EFE – Pamplona           26.03.2002

El embajador de Hungría en España, Pál Varga Koritár, señaló ayer en Pamplona que su país es un mercado con un gran potencial para las empresas navarras, y destacó que las expectativas económicas de ambos territorios son coincidentes en los sectores de la automoción, las energías renovables y el sector agroalimentario.

El embajador, que participó en una jornada informativa sobre su país con empresarios navarros en la Cámara de Comercio e Industria, manifestó que Hungría tiene cuatro plantas importantes de montaje de automóviles, y que al tratarse de un sector muy dinámico, los sectores auxiliares de automoción foráneos tienen muchas posibilidades. Añadió que su país está muy interesado en mejorar la calidad de sus vinos y que, en estos momentos, ya hay bodegas españolas que están trabajando con ellos, como Vega Sicilia, mientras que, en cuanto al sector energético, destacó que el Gobierno húngaro está muy sensibilizado en aprovechar las energías renovables, como la eólica y la biomasa.

Varga manifestó que a pesar de que Hungría no tiene un fuerte peso económico en Navarra, la economía húngara ha experimentado un fuerte aumento en los últimos cinco años, ya que en 1996 creció un 4,6%; en 1998 un 5,1%; en 1999, un 4%; y en el 2000 ascendió un 5,2%.

En este sentido, sostuvo que su país está considerado como el de mayor proyección de todos los candidatos a la Unión Europea y subrayó que, actualmente, el 80% del PIB está generado por el sector privado. También afirmó que la estructura de la economía húngara es muy similar a las de los países miembros de la Unión y puntualizó que el 60% proviene del sector Servicios, el 30% del sector de la Industria y un 6% de la agricultura.

Las exportaciones navarras a Hungría han alcanzado los 15,42 millones de euros durante los primeros diez meses de 2001, aunque en los últimos cinco años han experimentado muchos altibajos. Aún así, la cifra de las exportaciones navarras a Hungría durante el 2001 sólo supone el 0,4% sobre el total, mientras que la balanza comercial arroja un saldo favorable para la Comunidad Foral de 14,99 millones de euros en el ejercicio 2000.

 

Los embajadores de Rumania y Hungría buscan en Castellón nuevas inversiones
LA CIUDAD DE CASTELLÓN ACOGE A UNOS 20.000 RUMANOS

Los embajadores de Rumania y Hungría, Stelian Oancea y Pal Varga, respectivamente, pidieron a los empresarios castellonenses que inviertan en aquellos países ya que su futura incorporación a la Unión Europea implicará un menor riesgo de los negocios con respecto a otros lugares.


PANORAMA-ACTUAL. 17:47:00 - 02/04/2002


 

     Ambos embajadores visitaron Castellón en compañía del embajador español en Misión Especial para la Ampliación de la UE, Jorge Fuentes Monzonís, quien aseguró que Hungría es un país que se encuentra "a la cabeza" para entrar a formar parte de la UE.  

Sobre este asunto, el embajador húngaro confió en que a finales de este año ya hayan culminado las negociaciones para que Hungría sea un miembro de pleno derecho de la UE.  

Varga dijo que uno de los objetivos de su visita a Castellón es reforzar las relaciones económicas entre su país y los empresarios de Castellón.  

Fuentes Monzonís también confió en que el próximo año se cierren las negociaciones para la incorporación de Rumania, un país que, según su embajador en España, avanza actualmente de forma favorable.  

La ciudad de Castellón acoge a unos 20.000 rumanos, una cifra significativa si se tiene en cuenta que en España hay unas 65.000 personas de esa procedencia.  

Por este motivo, el embajador rumano ha mantenido un encuentro con el alcalde de Castellón, José Luis Gimeno, en el que se ha abordado la situación de los ciudadanos procedentes de Rumania.  

Gimeno se comprometió a favorecer la integración de ese numeroso colectivo y, para ello, mostró su disposición a intentar que se agilicen los trámites de regularización, así como su colaboración en la búsqueda de empleo y vivienda para los rumanos.  

La prosperidad de la provincia de Castellón ha sido el motivo que ha atraído a los inmigrantes, dijo Fuentes, quien aseguró que se prevé que con el ingreso de Rumania en la Unión Europea, numerosos inmigrantes retornen a sus países de origen.

 

 

 

 

 

Conservadores y demócratas pugnan por el poder
en Hungría, el país más estable de Europa Central

La encuestas previas a las elecciones del domingo señalan que el
actual primer ministro repetirá triunfo, aunque con escaso margen

A. Nagy/Efe     

Budapest                        5.4.2002

Conservadores y socialdemócratas pugnan por el poder en las cuartas elecciones legislativas que se celebran desde la caída del comunismo en Hungría, país considerado el más estable de Europa Central tanto política como económicamente. Todas las encuestas previas a los comicios, que se celebran a dos vueltas el 7 y 21 de abril, coinciden en señalar que el actual primer ministro y líder del Partido Cívico Húngaro-FIDESZ, Viktor Orban, repetirá triunfo, aunque con un escaso margen frente a su rival Peter Medgyessy, presidente del Partido Socialista Húngaro (PSH).

Los seis restantes partidos que se presentan a las elecciones y que abarcan todo el espectro político, desde los nostálgicos comunistas del Partido Obrero a los ultranacionalistas del Partido de la Verdad y Vida Húngara, son meros comparsas y podrán considerar ya un logro superar la barrera del 5 por ciento de votos para ofrecerse en coalición a una de las dos grandes formaciones.

Doce años después de la caída del comunismo, estos comicios se ven marcados por el bipolarismo y la estabilidad política en un país donde, frente a sus vecinos, se han llevado a término todas las legislaturas y se desconocen las elecciones anticipadas.

Con 10,7 millones de habitantes, de ellos 8,1 millones con derecho a voto, así como una población de minorías étnicas que llega al diez por ciento del censo, Hungría cuenta también con una de las economías más sólidas de la zona, gracias a una reforma radical hecha en 1995 por el entonces ministro de Finanzas, Lajos Brokros.

Adelantándose al resto de sus vecinos del Este, en 1989 se inició un proceso bautizado entonces como "privatizaciones espontáneas", porque los antiguos miembros de la dirección de algunas grandes empresas estatales separaron los departamentos y unidades más rentables de sus firmas transformándolas en compañías independientes.

Doce años después de la caída del
comunismo, estos comicios se ven marcados
por el bipolarismo y la estabilidad política

En 1990 se detuvo dicho proceso hasta las primeras elecciones parlamentarias de abril de ese año cuando se aprobó una ley al respecto que luego reguló toda la operación de forma ordenada.

En la privatización de las empresas estatales húngaras, desde 1990 y hasta su conclusión en 2001, participaron 621 firmas, en su mayoría alemanas, estadounidenses, francesas y austríacas, que invirtieron 1.185 billones de forintos (unos 5.000 millones de euros ó 4.247 millones de dólares).

La suma total de las inversiones extranjeras en Hungría alcanzó a fines de 2001 los 24.500 millones de euros (unos 21.340 millones de dólares). En los primeros cuatro años del proceso y durante la preparación de las empresas para su privatización el desempleo subió, así en 1993 llegó al 28 por ciento, aunque esta cifra cayó paulatinamente hasta el 5,9 por ciento actual.

El crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB), que en 1990 fue negativo y decreció en un 3,4 por ciento, tuvo un desarrollo similar y en el año 2001 registró un crecimiento positivo del 3,8 por ciento.

La inflación aumentó desde la caída del comunismo hasta alcanzar su cota máxima en 1992 con un 32 por ciento, para luego iniciar un lento retroceso que se aceleró en 1995 gracias a las reformas económicas y dio paso a un proceso de deflación que para el mes de febrero de 2002 bajó al 6,2 por ciento.

La deuda exterior húngara en divisas el año 2001 fue de 28.200 millones de euros (unos 24.955 millones de dólares). La estabilización de la economía magiar se inició a mediados de 1995 bajo el gobierno socialista-liberal y ha continuado de forma muy decidida bajo el gabinete actual de coalición de derechas formado por el FIDESZ, el Partido de los Pequeños Propietarios y el Foro Democrático.

 

 

Los conservadores logran una nueva victoria pero sin garantía de gobierno en las elecciones de Hungría

La anunciada alianza de socialistas y liberales arrebataría la mayoría al FIDESZ, que logró 188 de los 386 escaños del Parlamento magiar

Juan Carlos Barrena/Efe

Budapest 

El primer ministro húngaro, Viktor Orban, y su Partido Cívico-FIDESZ consiguieron ayer dar la vuelta a los comicios legislativos magiares en su segunda vuelta y acabar imponiéndose a la oposición socialista, ganadora de la primera, aunque es casi seguro que no continuarán gobernando. Según los resultados provisionales de los cuartos comicios legislativos en Hungría desde la caída del comunismo, FIDESZ contará con 188 escaños, el MSZP-PSH con 178 y el SZDSZ, el único partido menor que en la primera vuelta logró rebasar la barrera del 5% de votos para obtener diputados, tendrá 20 parlamentarios.

Según el más que complicado sistema electoral magiar, FIDESZ ha sido finalmente la coalición más votada y la que más escaños cosecha, pero el anunciado pacto gubernamental de socialistas (MSZP-PSH) y los liberales de la Alianza de Demócratas Libres (SZDSZ) convierte su victoria en pírrica y su paso a la oposición en difícilmente evitable.

Con ello, el más que probable nuevo jefe del Gobierno magiar será el candidato de los socialistas, el independiente Peter Medgyessy, quien asumirá también la responsabilidad de conducir a su país a la integración europea con su esperado ingreso en la Unión en menos de dos años.

Al igual que en la primera vuelta, los sondeos sobre intención de voto a pie de urna llevados a cabo por los distintos institutos demoscópicos volvieron a errar estrepitosamente. La participación electoral, por su parte, ha sido este domingo la más alta en Hungría desde el retorno a la democracia y, a la espera de cifras definitivas, se calcula que podría superar el 74%.

Ya antes de la ronda electoral de este domingo, los liberales habían anunciado su intención de formar una coalición con los socialistas, hasta el punto de que coordinaron su campaña en la segunda vuelta para confirmar su victoria del pasado 7 de abril.

"Nuestra meta era cambiar el gobierno y lo hemos conseguido", dijo el presidente del SZDSZ, Gábor Kuncze, al conocer los resultados, mientras Medgyessy confirmó que ambas formaciones iniciarán en breve negociaciones para formar un nuevo gabinete. Tras su rabiosa campaña para la segunda vuelta, en la que no dudaron en utilizar métodos propagandísticos más que dudosos para corregir los resultados adversos de la primera ronda, el triunfo de Orban y FIDESZ resulta ahora insuficiente para gobernar una segunda legislatura.

El todavía primer ministro no tuvo reparos esta segunda ronda en radicalizar su discurso populista, hacer un uso abusivo de las cadenas públicas de televisión, utilizar para su campaña al funcionariado público y conseguir incluso el apoyo descarado de las iglesias católica y reformista, desde cuyos púlpitos se advirtió contra el retorno del peligro rojo.

Orban y su partido tampoco dudaron en apropiarse de parte del discurso del ultranacionalista Partido de la Verdad y la Vida Húngara (MIEP) del declarado antisemita Istvan Csurka, que, aunque no logró representación parlamentaria en la primera ronda, declaró su apoyo absoluto a la ahora formación de gobierno saliente. La campaña para la segunda vuelta adquirió tintes tan radicales que hasta intervino la UNICEF para denunciar la utilización por parte de los conservadores de los escolares, a través de profesores y directores de escuelas e institutos, para influir en el voto de sus progenitores.

La alternativa de los socialistas moderados en coalición con los liberales tiene en Medgyessy a un experto en economía y finanzas, viceprimer-ministro durante la fase final del comunismo y ministro de Finanzas en el segundo Gobierno democrático, que busca la conciliación de los magiares tras unos más que duros comicios. Nacido en Rumanía en el seno de una familia de la minoría étnica magiar, Medgyessy aspira también a reconciliar a Hungría con sus países vecinos del Este, molestos por la llamada ley de preferencia para los ciudadanos de origen húngaro en el extranjero dictada por el Gobierno de Orban.

 

 

El Partido Socialista húngaro forma un Gobierno de coalición

BUDAPEST. El socialista Peter Medgyessy, vencedor de las elecciones legislativas del pasado mes de abril en Hungría, ha formado su Gobierno en coalición con la Alianza de los Demócratas Libres (SZDSZ), según informó ayer el Partido Socialista (MSZP) húngaro.

El MSZP tendrá en su poder 11 portafolios, frente a los cuatro que ostentará el SZDSZ. Una de las carteras más importantes, la de Asuntos Exteriores, será ocupada por el presidente del MSZP, Laszlo Kovacs, de 63 años, ex jefe de la diplomacia húngara entre los años 1994 y 1998. Defensa quedará en manos de Ferenc Juhasz, de 42 años, vicepresidente de MSZP desde 2000. Juhasz había ejercido el cargo de vicepresidente de la comisión de Defensa del Parlamento entre 1996 y 2002.

La nueva ministra de Sanidad será Judit Csehak, de 62 años, también socialista. Médico de profesión, ya tiene experiencia en este Ministerio desarrollada entre 1987 y 1990. Imre Nemeth, de 47 años, ejercerá en el Ministerio de Agricultura. Dirigente de una asociación agrícola, no es miembro de ningún partido, aunque se unió a la lista socialista en abril.

El sillón de Justicia será ocupado por Peter Barandy, de 53 años, miembro de una de las más prestigiosas familias de abogados del país. Csaba Laszlo, un banquero de 39 años, ejercerá como ministro de Finanzas.

El puesto de Educación será atribuido a Balint Magyar, de 50 años, presidente del SZDSZ entre 1998 y 2000. Cultura será dirigida por Gabor Goergey, de 73 años, mientras que el economista Istvan Csillag se encargará de Economía y Transportes.

Los socialistas disponen de 178 escaños en el nuevo Parlamento, frente a los 20 con los que cuentan los demócratas.

 

El socialista Peter Medgyessy, nuevo primer
ministro del Gobierno de coalición en Hungría

El principal desafío del nuevo Ejecutivo es conducir a Hungría
a la adhesión a la Unión Europea en la primera ola de 2004

 

Estrella Digital/E. P.

Budapest

 

El socialista Peter Medgyessy, de 59 años de edad, fue elegido ayer por el Parlamento como nuevo primer ministro de Hungría, a la cabeza de un segundo Gobierno de coalición con los liberales cuya principal tarea será la de llevar al país a la adhesión a la Unión Europea en el horizonte de 2004.

Medgyessy, ex ministro de Finanzas, sustituye de esta forma al conservador Viktor Orban, cuyo partido fue derrotado en las elecciones legislativas del pasado abril por la coalición creada para tal efecto por los socialistas y los liberales de la Alianza de Demócratas Libres (SZDSZ), que ya gobernaron juntos el país entre 1994 y 1998. Tras las elecciones, los socialistas consiguieron 178 escaños de un total de 386, 20 los liberales y 188 los conservadores.

Al presentar el acuerdo para la formación de Gobierno alcanzado con el líder del SZDSZ, Gabor Kuncze, el nuevo primer ministro anunció que "éste será un Gobierno del centro nacional y una coalición democrática" y que "representará al mismo tiempo la totalidad de la nación, la unidad nacional, el liberalismo y la socialdemocracia".

Hungría, país de la antigua órbita comunista, con 10 millones de habitantes, es un ejemplo de éxito en la transición hacia la economía de mercado, y uno de los más avanzados de Europa del Este en las negociaciones para la primera ola de adhesiones, que se realizará en 2004. El nuevo primer ministro ha asegurado que conseguirá mejores condiciones de integración sin por ello entrar en conflicto con la Comisión Europea.

Peter Medgyessy ha formado un gabinete de dieciséis miembros --que ya ha prestado juramento--, con nueve socialistas, cuatro liberales y tres expertos independientes. Los correligionarios del primer ministro se han hecho con las carteras de más peso, como Asuntos Exteriores, Defensa o Interior, mientras que los tres independientes ocupan los ministerios de Justicia, Finanzas y Herencia Cultural.

La cartera de Asuntos Exteriores ha recaído en el socialista Laszlo Kovacs, de 63 años, quien ya se hizo cargo de ella entre 1994 y 1998, mientras que el también socialista Ferenc Juhsaz dirigirá el Ministerio de Defensa. Por su parte, Laszlo Czaba, experto de 39 años sin carnet de partido, se convierte en el nuevo ministro de Finanzas, aunque tendrá que coordinar su gestión con el liberal Istvan Csillag, al que se le ha adjudicado la cartera de Economía y Transportes.

Impulsar el crecimiento

Con estos ministros, Medgyessy pretende applicar un programa que aúna justicia social e impulso a las empresas. Entre otras medidas, se ha comprometido a aumentar en un 50 por ciento los salarios en los sectores de la enseñanza y la sanidad a partir del próximo 1 de septiembre, y espera al mismo tiempo acabar con las privatizaciones lanzadas por el anterior gobierno socialista-liberal a mediados de los noventa.

Asimismo, ha anunciado proyectos como la supresión del impuesto sobre las plusvalías, con el fin de 'animar' la Bolsa de Budapest, alicaída desde hace dos años, en especial tras las medidas intervencionistas del Gobierno de Orban.

Mediante este programa, y los esperados efectos positivos de la integración en la Unión Europea, el nuevo Ejecutivo espera aumentar el crecimiento económico del 3,8 por ciento registrado en 2001 al 6 por ciento en 2006.

 

 

PERFIL DE PETER MEDGYESSY

Un tecnócrata con reputación internacional

 

 

El nuevo jefe de Gobierno de Hungría, el socialdemócrata Peter Medgyessy, es un tecnócrata con reputación internacional que, pese a su condición de político independiente sin afiliación, encabezó en los comicios legislativos del pasado abril la lista del Partido Socialista (MSZP).

Sucesor del conservador Viktor Orban en la jefatura del Gobierno magiar, Medgyessy contará con una cómoda mayoría parlamentaria en la única cámara húngara debido a la coalición del MSZP con la liberal Alianza de los Demócratas Libres (SZDSZ).

Nacido el 19 de octubre de 1942 en Budapest, cursó estudios de política económica en la Facultad de Economía de Budapest.    

Medgyessy partió de los escalones bajos de la Administración estatal hasta llegar a ser viceprimer ministro del Gobierno comunista.     

El político socialdemócrata confiesa haber sido un buen estudiante, tanto en la secundaria como en la Universidad, y es un gran aficionado a la naturaleza y a la música.

Al finalizar sus estudios, en 1966, fue invitado a trabajar como colaborador del Departamento de Finanzas y Presupuesto del Ministerio de Finanzas, donde escaló puestos hasta que en 1982 fue nombrado viceministro de Hacienda.

En 1986 asumió el cargo de ministro de Finanzas, y un año después se convirtió en viceprimer ministro del último Gobierno comunista húngaro.     

Con la caída del comunismo dejó el Ejecutivo en 1990 y se dedicó a la actividad privada como presidente-director general del Banco Paribas de Hungría para, a partir de 1994, ocupar la misma función en el Banco Húngaro de Desarrollo e Inversiones.

Hombre equilibrado, seguro y claro en sus actuaciones, en 1996 abandonó la Banca para encargarse del Ministerio de Finanzas como miembro del entonces Gobierno socialista-liberal.

En 1998 regresó a la actividad privada. Creó y dirigió una empresa de asesoría legal y empresarial, hasta que el Partido Socialista, con el que siempre ha simpatizado, le nombró candidato a la jefatura de Gobierno en los pasados comicios.

 

 

 

Propuesta de acuerdo doble cero con Hungría que incluye un contingente de cereal

 

Dentro del marco del beneficio mutuo entre la UE y los países candidatos, la Comisión Europea ha adoptado una propuesta de reglamento del Consejo de cara a la liberalización del comercio agrario con Hungría. La propuesta supone concesiones comerciales mutuas del orden de 700 millones de Euros, e incorpora una mejora substancial de los acuerdos ya existentes, especialmente en los sectores de cereales, vacuno y productos lácteos, así como en flor cortada, ovino, malta y melazas. De ser aprobado por el Consejo, el acuerdo entraría en vigor en este mismo mes de julio.

 

Dentro del acuerdo figura de forma expresa un contingente de importación sin aranceles por parte de la UE de 120.000 Tm de trigo y 450.000 Tm de maíz húngaro. Hungría es un país exportador de cereales, y prácticamente el único de los Países Candidatos que exporta maíz.

 

Algunas organizaciones agrarias, como la de los cultivadores de maíz de Francia (AGPM), ya se han manifestado en contra de éste y de otros tipos de acuerdos similares con estos países, ya que permiten importar más producto sin aranceles de países que, a pesar de ser candidatos al ingreso, no tienen por el momento en vigor los mismos precios de intervención que la UE, y producen un grano que sin arancel entrará normalmente a bajo precio, empujando a la baja las cotizaciones de los mercados cerealistas comunitarios.

 

 

 

 

Hungría dará subsidios para el acceso a Internet

BUDAPEST (Reuters) - El nuevo gobierno de centroizquierda húngaro dijo el viernes que concederá ayudas para obtener paquetes de Internet a bajo coste para ayudar a superar el problema digital del país.

 

 

 

La medida se tomará después de que Matav, líder en el recién liberalizado mercado de las telecomunicaciones húngaro, dijera que iba a cancelar dos productos de tarifa plana de Internet a partir del lunes, diciendo que son excesivamente caros.

Tan solo un 15 por ciento de los hogares húngaros tiene ordenadores personales y una reciente encuesta efectuada por la Comisión Europea descubrió que los 13 países candidatos a entrar en la UE tenían una media de 8 usuarios de Internet por cada 100 habitantes, un cuarto de los que supone la media de la UE.

Zoltan Gaal, portavoz de un gobierno liderado por los socialistas que tomó posesión el mes pasado prometiendo promover el uso de Internet, que dijo que el paquete de ayudas costará seis mil millones de forints al año repartidos entre el gobierno y los suministradores de servicios de Internet (ISPs).

Los subsidios cubrirán dos nuevos servicios de Internet con descuento que sustituyan a los suprimidos por Matav, el ex monopolio que pertenece ahora a Deutsche Telekom.

/Por Andras Muller/


Arriba

© Reuters 2002. All rights reserved. Republication or redistribution of Reuters content, including by caching, framing or similar means, is expressly prohibited without the prior written consent of Reuters. Reuters and the Reuters sphere logo are registered trademarks and trademarks of the Reuters group of companies around the world.

 

 

 

BALONMANO

DIVISIÓN DE HONOR B

El Pilotes Posada llega a un acuerdo con el jugador húngaro Edmon Toth

 

 

GERARDO MÉNDEZ - Vigo

El Pilotes Posada ha cerrado definitivamente su plantilla para la temporada 2.002-2.003, incorporando siete caras nuevas a su plantilla. En las últimas horas, la entidad que preside Javier Rodríguez ha alcanzado un acuerdo con el jugador Edmond ToTh, que militaba hasta el día de hoy, en las filas del Dunaferr, uno de los conjuntos más fuertes del balonmano húngaro y que la pasada temporada disputó las semifinales de la Recopa de Europa, donde cayó eliminado por el conjunto alemán del Flensburg.

El húngaro, Edmond Toth, nacido un 6 de mayo hace 27 años, reúne todas las características que el cuerpo técnico del Pilotes buscaba en el jugador, que está llamado a ser el abanderado del nuevo proyecto académico que tiene como objetivo principal el ascenso a la Liga Asobal.

Juego colectivo

Con 186 centímetros y 84 kilos, Toth es un jugador zurdo que puede alternar las posiciones de lateral y extremo derecho, destacando sus excelentes dotes para integrarse en el juego colectivo, aspecto que ha sido muy valorado por el Pilotes a la hora de decantarse por su fichaje.

Sin ser un gran goleador (en la liga de su país marcó 30 goles en 22 jornadas), Edmond Toth puede aportar al juego de los académicos la experiencia que le otorga los muchos partidos internacionales que ha jugado con la camiseta del Dunaferr y de la selección de Hungría.

Por otra parte, las negociaciones con Lazlo Hoffman, agente del jugador y ex-portero del Valladolid, se aceleraron en los últimos días tras los problemas surgidos con el bosnio Sirco Edhem que, a pesar de llegar a un acuerdo en lo económico con el Pilotes, no ha llegado a firmar el contrato por una temporada que le ofrecía el club, ya que su principal petición para llegar a un acuerdo satisfactorio era firmar por dos temporadas, con lo que el club no estaba de acuerdo ya no quería hipotecar el futuro del equipo en caso de no conseguir el ascenso a la Liga Asobal durante esta temporada.

Siete nuevos fichajes

El fichaje del húngaro Edmond Toth supone la séptima contratación realizada por el Pilotes Posada para la temporada que tiene prevista su andadura el próximo 22 de septiembre. Jos Ballesteros, César Núñez, Avelino Solís, Íñigo Domínguez, Pablo Novas y Rubén Rodríguez son las nuevas caras del equipo rojillo en su intento de regresar a la Liga Asobal.

La plantilla viguesa se completa con Pasqui, Chus de la Puente, Pablo Macías, Cerillo, Iván Caride, Iago Mui a y Yago Cuadrado. Asimismo, el club debe resolver la situación de Txelu Cil y Gabi Ben Modo. El primero tiene contrato en vigor, pero quiere marcharse, al contrario que su compañero de equipo, Ben Modo, quien también tiene contrato pero el entrenador no cuenta con él.a de texto Texb


 

 

VISITA OFICIAL. Los reyes de España, Juan Carlos y Sofía, concluyeron ayer la visita oficial que durante dos días han realizado a la República de Eslovaquia. La última jornada la dedicaron a conocer el país.
Juan Carlos y Sofía siguen la ruta de los reyes de Hungría

MARIANGEL ALCAZAR

BRATISLAVA   4.07.2002

 

El Rey recorrió ayer las calles del centro de la Bratislava medieval siguiendo la ruta de la coronación de los antiguos reyes húngaros, que va desde la catedral, donde los soberanos se consagraban bajo la corona de San Esteban, hasta la orilla del Danubio, donde hacían el juramento sobre un montículo levantado con tierra de todos los rincones del país.

 

Cerrando su visita de dos días a la República de Eslovaquia, y tras una primera jornada institucional y política, Juan Carlos y Sofía dedicaron la jornada a conocer la riqueza cultural e histórica de una ciudad que a lo largo de sus mil años de historia ha pertenecido a Hungría y Checoslovaquia y que, desde 1993, es la capital eslovaca.

 

Poco frecuentada aún por las rutas turísticas, Bratislava está dominada por un castillo medieval reconstruido en 1953. Y posee un centro histórico levantado entre los siglos XVI y XVIII, antes de que la capital húngara y la corte se trasladara a la ciudad de Buda, antigua Budapest. La condición de antigua corte se reconoce aún en la magnificencia de las mansiones enclavadas junto al Danubio y en los palacios de los poderes políticos y religiosos, como el del antiguo Primado.

 

En ese palacio, pintado de rosa al estilo de la Casa Rosada de Buenos Aires, los Reyes ofrecieron ayer al mediodía una recepción al presidente eslovaco, Rudolph Schuster, quien la noche anterior les obsequió con una cena de gala en el antiguo salón del trono del restaurado castillo. El presidente Schuster obsequió al Rey con todo tipo de productos de artesanía y con una selección de danzas y canciones populares.

 

DOS CIUDADES El mandatario eslovaco recibió a los Reyes donde antiguamente se ubicaba el puente del foso del castillo, una fortaleza que se levanta en una colina 85 metros por encima del nivel del Danubio y desde la que se ve la margen izquierda del río, donde se ubican los polígonos de viviendas típicos del régimen comunista, que contrastan con la ciudad histórica.

 

Antes de emprender el viaje hacia Liubliana, capital de Eslovenia, segunda etapa de su viaje oficial, el Rey inauguró un foro, organizado por el ICEX (Instituto de Comercio Exterior), que reunió a empresarios eslovacos y españoles. Y visitó la Universidad de Bratislava, de cuyo rector recibió la medalla del centro académico.

 

 

Hungría espera firmar el ingreso en la Unión Europea en abril de 2003

BUDAPEST.- El ministro de Asuntos Exteriores de Hungría, László Kóvacs, expresó ayer, en una conferencia anual con los embajadores húngaros, el convencimiento del Gabinete de que firmará la adhesión a la UE en abril de 2003. Antes, a finales de este año, el Gobierno húngaro espera zanjar satisfactoriamente las negociaciones con Bruselas.


Kóvacs elogió la visión de Dinamarca, presidente de turno de la UE, según la cual es más importante concluir las deliberaciones que el número de los países que podrán ser aceptados en la primera ronda, lo que significa «que se deberá seguir el principio de la diferenciación».

El jefe de la diplomacia húngara recordó que todos los nuevos miembros deberán tener los mismos derechos y obligaciones que los actuales Quince.

Por otra parte, Kóvacs prometió que, a mediados, de 2003 el Parlamento magiar podrá aprobar las modificaciones de la Constitución necesarias para ser miembros de pleno derecho de la UE. Además, afirmó, se realizará un referéndum sobre la adhesión.

Finalmente, el ministro declaró que desea que no se prolongue el proceso de integración de los países candidatos en la UE, ni tampoco el de la reforma agraria.

Ayer, la UE afirmaba que el 40% de regiones de los candidatos duplica la media de paro registrada en la UE. Las regiones húngaras de Kozep-Magiarorszag y de Nyugat-Dunantul, sin embargo, tienen la mitad de desempleo que la media comunitaria.

 

 

HUNGRIA-MOTOR

Audi inaugura en Hungría fábrica de motores de gran potencia

Budapest, 29 ago (EFECOM).- El consorcio Volkswagen-Audi-Seat-Skoda inauguró hoy en la ciudad húngara de Gyor su nueva fábrica de la Audi Hungaria Motors Kft., en la que se producirán sus motores más potentes, los de 8 cilindros.

Audi ha invertido 135 millones de euros (unos 131 millones de dólares) en su nueva planta, de 21.000 metros cuadrados.
El presidente del consejo directivo de Audi AG, Martin Winterkorn, anunció que el nuevo motor de ocho cilindros se presentará en Barcelona el próximo lunes.
Los motores de gran potencia, de los cuales se entregarán diariamente 250 unidades, se instalarán en los modelos punta del Audi A8 y del Volkswagen Phaeton, según Winterkorn.
En la inauguración del nuevo pabellón de la fábrica, el jefe del gobierno de Hungría, Peter Medgyessy, destacó que "se unen en esta nueva inversión la alta tecnología de Audi con la profesionalidad de los trabajadores húngaros".
El primer ministro añadió que Hungría apoya y promueve este tipo de inversiones ofreciendo facilidades especiales que "quedan dentro de los estrictos marcos establecidos por la Unión Europea".
La Audi Hungaria Motors se estableció en Gyor, al norte del país, en 1993 para producir motores y ensamblar algunos automóviles como los modelos deportivos TT Coupe y TT Roadster y los Audi A3.
El director ejecutivo de Audi Hungaria, Jurgen Lunemann, informó de que, esta planta habrá producido desde sus inicios un total de seis millones de motores.
En 2002, más de 50.000 autos modelo TT y A3 saldrán de las cintas ensambladoras de la fábrica magiar.
Hasta la fecha, Audi ha invertido unos 1.350 millones de euros (cerca de 1.310 millones de dólares) en su fábrica en Hungría, donde tiene instalado también uno de sus centros de investigación.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

PAGINA ANTERIOR   

 

PÁGINA SIGUIENTE  

 

Links sobre Hungría en :

 

 

 

 

Volver a la página principal