Canción de Hielo y Fuego

A Song of Ice and Fire


 

 

 RESEÑA DE LA SAGA

¡Atención, Spoilers!

Canción de Hielo y Fuego

Canción de Hielo y Fuego (A Song of Ice and Fire)  se compone de 7 libros:

1 -  Juego de Tronos          -   A Game of Thrones 
2 -  Choque de Reyes        -   A Clash of Kings 
3 -  Tormenta de Espadas  -   A Storm of Swords 
4 -  Festín de Cuervos        -  A Feast for Crows 
5 -  Danza de Dragones      -  A Dance with Dragons 
6 -  Vientos de Invierno      -  The Winds of Winter  
7 -  Sueño de Primavera     -  A Dream of Spring 

Enlaces para descargar los libros en español. Pincha en la imagen.

La saga describe un mundo fantástico en el que abundan las guerras, la magia y los seres mitológicos del pasado, los Caminantes Blancos. Y la eterna lucha entre el Bien y el Mal, Blanco y Negro, Norte y Sur, Hielo y Fuego.


Robert Baratheon

En el continente de Poniente (Westeros) se acerca el final del largo verano. Robert Baratheon ocupa el Trono de Hierro de los Siete Reinos. Sin embargo, algunas de las principales Casas y sus aliadas, están cada vez más ávidas por el poder. Las intrigas y traiciones están al orden del día. Además, alarmantes eventos surgen en el Norte, más allá del Muro que separa los Siete Reinos de las tierras salvajes. Se comenta que han regresado los "Caminantes Blancos".

Cómo comenzó todo...

Los Siete Reinos dominaron el continente occidental del Poniente (Westeros) y después los reinos fueron unificados por Aegon el Conquistador y sus 2 hermanas Visenya y Rhaenys de la Casa Targaryen, llegados de Valyria, en el continente oriental.
En Valyria había dos grandes Casas rivales que luchaban por el poder. La Casa Targaryen, de todas maneras, no era considerada una familia poderosa. Daenys la Soñadora, la hija del señor de la Casa Targaryen, predijo la Maldición y convenció a su padre para abandonar Valyria. Su padre, Aenar, llevó a su familia a Poniente a Rocadragón junto con sus 5 dragones. En Valyria eso fue visto como una señal de debilidad. La Maldición ocurrió 12 años después de que Aenar marchara a Rocadragón. 


El Rey Loco Aerys Targaryen 

La dinastía de los "dragones" Targaryen gobernó Poniente por siglos. Pero, hace unos 15 años atrás, la Casa Targaryen casi se extinguió por las locuras del último rey y un amor prohibido de su hijo, el príncipe Rhaegar.


Rhaegar Targaryen, Robert Baratheon y Lyanna Stark

El Rey Loco Aerys, iba de mal en peor, pero su hijo, el príncipe Rhaegar Targaryen dio la estocada final. Secuestró a Lyanna Stark, la hermana de Eddard (Ned) y la prometida de Robert Baratheon y la violó. El príncipe estaba casado con Elia Martell, la princesa de Dorne, tenía dos hijos, así que convirtió a Lyanna en su amante, despertando la ira de su familia y de su prometido, Robert Baratheon. Robert se convirtió en un fugitivo, y el padre y hermano mayor de Lyanna fueron a Desembarco del Rey a reclamar la liberación de Lyanna. El Rey Loco los ejecutó. 

Eddard Stark, se unió a sus amigos de la juventud, Robert Baratheon y Jon Arryn en la guerra contra los Targaryen. Y finalmente, en la Batalla del Tridente, el príncipe Rhaegar fue asesinado por Robert. 
"Se habían enfrentado en el vado del Tridente, en el centro mismo de la batalla, Robert con su maza y su enorme yelmo astado, el príncipe Targaryen con su armadura negra. Llevaba en la coraza del pecho el dragón de tres cabezas de su Casa, todo recubierto de rubíes que refulgían a la luz del sol. Las aguas del Tridente enrojecieron en torno a los cascos de sus corceles, mientras ellos cruzaban las armas una y otra vez, hasta que por último un golpe de la maza de Robert destrozó el dragón y el pecho que había debajo. Cuando Ned llegó al lugar, Rhaegar yacía ya muerto en el río".


Jaime Lannister. El Matarreyes.

Los Lannister declararon su lealtad al Rey Aerys, pero una vez que ingresaron en la ciudad, Tywin Lannister envió a sus tropas a saquear la ciudad, mientras su hijo Jaime (quien era un Guardia del Rey), asesinaba al rey. Eso le granjeó para siempre el apodo de "matarreyes" y el desprecio de Poniente. Su padre, Tywin, entró en el Salón del Trono y ordenó asesinar a los dos pequeños hijos del príncipe destrozando sus cabezas contra la pared. Elia Martell (la esposa del príncipe Rhaegar) y sus hijos pequeños fueron asesinados por Gregor "La Montaña" Clegane. 

"-¿Crees que puedes confiar en Jaime Lannister?
-Es el hermano gemelo de mi esposa, y Hermano Juramentado de la Guardia Real. Su vida, su fortuna y su honor están ligados a los míos.
-Igual que estaban ligados a los de Aerys Targaryen -señaló Ned.
-¿Por qué voy a desconfiar de él? Siempre ha hecho todo lo que le he pedido. Su espada contribuyó a conseguir el trono que ocupo.
«Su espada contribuyó a ensuciar el trono que ocupas», pensó Ned, pero no permitió que las palabras llegaran a sus labios. -Juró proteger la vida de un rey con la suya propia. Y le cortó la garganta a ese mismo rey.
-¡Por los siete infiernos, alguien tenía que matar a Aerys! -gritó Robert al tiempo que tiraba de las riendas para que su caballo se detuviera bruscamente junto a un antiguo túmulo-. Si no lo hubiera hecho Jaime nos habría tocado a ti o a mí.
-Nosotros no éramos Hermanos Juramentados de la Guardia Real -replicó Ned."


Lyanna Stark y su hermano Eddard Stark

Finalmente, cuando Ned Stark encontró a su hermana Lyanna en Dorne, ella estaba agonizando. 
"Lyanna sólo llegó a cumplir los dieciséis años, era una niña mujer de belleza insuperable.
Ned la había querido mucho. Robert, todavía más; estaba destinada a ser su esposa.
-Yo estaba con ella cuando murió -recordó Ned al rey-. Quería volver a casa y descansar entre Brandon y nuestro padre.
Todavía le parecía recordar su voz algunas veces.
«Prométemelo», le había suplicado en una habitación que olía a sangre y a rosas. «Prométemelo, Ned.» 
La fiebre le había arrebatado las fuerzas, y su voz era débil como un susurro, pero cuando Ned le dio su palabra, el miedo desapareció de los ojos de su hermana. Recordaba cómo le había sonreído, con cuánta fuerza le había aferrado la mano mientras dejaba de resistirse a la muerte, cómo se le habían caído de entre los dedos los pétalos de rosa, negros y marchitos.
Después de aquello ya no recordaba nada. Lo habían encontrado muy quieto, mudo de dolor, abrazado a Lyanna. Ned no recordaba nada de aquello."

Viserys y Daenerys Targaryen

A pesar de la victoria de Robert, el hijo y la hija más jóvenes del Rey Loco (Viserys y Daenerys Targaryen) fueron llevados a través del mar por criados fieles.

"El odio que Robert sentía hacia los Targaryen rozaba la locura. Recordó las frases airadas que habían intercambiado cuando Tywin Lannister entregó a Robert como obsequio y muestra de lealtad los cadáveres de la esposa y los hijos de Rhaegar. Ned lo consideró un asesinato; Robert dijo que aquello era la guerra.
-No es más que una niña, Alteza. Tú no eres Tywin Lannister, no asesinas a inocentes.
Corría el rumor de que la hijita de Rhaegar había gritado y llorado cuando la sacaron a rastras de debajo de la cama y vio las espadas. El niño no era más que un bebé, pero los soldados de Lord Tywin lo arrancaron del pecho de su madre y le estrellaron la cabeza contra la pared. 
-De todos modos -insistió Ned-, asesinar niños sería una vileza... sería abominable...
-¿Abominable? -rugió el rey-. Lo que hizo Aerys con tu hermano Brandon fue abominable. La manera en que murió tu padre fue abominable. Y Rhaegar... ¿cuántas veces crees que violó a tu hermana? ¿Cuántos cientos de veces?... 
Gritaba tanto que su caballo relinchó nervioso. El rey tiró de las riendas con fuerza para calmar al animal, y señaló a Ned con el dedo. 
-Acabaré con todo Targaryen que se me ponga por delante, hasta que estén tan extinguidos como sus dragones, y luego mearé sobre sus tumbas.
-Rhaegar te hirió -le recordó Ned-. Así que, cuando las huestes de Targaryen se dieron a la fuga, dejaste la persecución en mis manos. Los supervivientes del ejército de Rhaegar huyeron de vuelta a Desembarco del Rey. Nosotros los perseguimos. El Rey Aerys estaba en la Fortaleza Roja con varios miles de hombres que le eran leales. Yo estaba seguro de que nos encontraríamos las puertas de la ciudad cerradas.
-Y en vez de eso, cuando llegaste, nuestros hombres habían tomado la ciudad. -Robert asintió con un gesto impaciente-. ¿Y qué?
-No fueron nuestros hombres -explicó Ned con calma-, sino los de los Lannister. En los baluartes ondeaba el león de los Lannister, no el venado coronado. Y se habían valido de la traición para tomar la ciudad.
Seguramente Aerys Targaryen pensó que los dioses habían oído sus plegarias cuando vio a Lord Tywin Lannister ante las puertas de Desembarco del Rey, con un ejército de doce mil hombres y jurándole lealtad. De modo que el Rey Loco cometió la última locura: abrió a los leones las puertas de su ciudad.
-Los Targaryen son expertos en el tema de la traición -dijo Robert. Se estaba enfureciendo de nuevo-. Los Lannister les pagaron con la misma moneda. Era lo que se merecían, ni más ni menos. Eso no me va a quitar el sueño."

Dorne

La Casa Martell, el reino sureño, no participó de la guerra, a pesar que la princesa de Dorne, Elia Martell (la esposa del príncipe Rhaegar Targaryen) y sus hijos pequeños fueran asesinados por orden de Tywin Lannister durante el saqueo al Desembarco del Rey.

La monumental historia comienza con Juego de Tronos, el primer libro de la saga, y relata la llegada del rey Robert y su comitiva a Invernalia a ver a su amigo Ned Stark. Lo primero que le pide es bajar a las criptas, a pesar de las protestas de su esposa, la reina Cersei.

Ned descubre, con inquietud, que su amigo el rey Robert había cambiado. La opulenta vida en la capital del reino lo había ablandado lo suficiente para no preocuparse por estar rodeado por los Lannister, de los que Ned desconfía en grado sumo, ya que los considera traidores y con sobradas razones. 
Robert sólo piensa en su amada Lyanna y en perseguir a los restantes Targaryen. Y mientras tanto, su esposa Cersei Lannister, le agrega 3 cuernos a su venado coronado. El rencor de una mujer despechada.

Entretanto, en el Norte, más allá del Muro, un mal antiguo despierta. Entre las guerras y la confusión política reinante, la Guardia de La Noche, está en medio de las batallas entre los reinos de hombres y los horrores del más allá del Muro.

caminantes blancos


Enlace relacionado:




Envía tu comentario con el cuervo: 

web clocks relojes para blogs
Contatore