Nuestra web usa cookies propias y de terceros para mejorar la navegación Aceptar.
Puede conocer nuestra política de cookies .
  

.
EL TEMPLETE
 
 
DONATIVOS  PARA "LA SEVILLA QUE NO VEMOS"
 
Como ha hecho el fundador de Wikipedia, yo también solicito donativos para LA SEVILLA QUE NO VEMOS , que es algo especial. Es como una  macro enciclopedia  monográfica de la Sevilla del ayer y hoy .Decidí hacer algo diferente,  fruto de un trabajo individual y diario de mas de 17 años .-

Si todo el que leyera esto, porque le gustan : los artículos, reportajes, fotografías, vídeos , curiosidades o lo usa como instrumento de consulta, donara solo 5€, solo tendría que recaudar fondos un día al año. Pero no todos pueden o quieren donar. y con solo una vez al año, mas que suficientes personas podrían tener a bien donar, por algo que les agrada visitar diariamente . Este año, por favor consideren donar 3€, 5€, €20, o lo que puedan contribuir para poder continuar con LA SEVILLA QUE NO VEMOS , donde el equipo es de una sola persona, y se le dedica cotidianamente no solo mucho esfuerzo, mucho tiempo, sino también  dinero en renovación de material informático, gráfico, en nuevas tecnologías, transportes, internet , etc .-

La donación la pueden efectuar en esta cuenta ES16 2100 9715 8322 0003 3072 , y así podrá seguir disfrutando de LA SEVILLA QUE NO VEMOS .Gracias Julio Domínguez Arjona 

LA CAIDA DE MURILLO      

     
    
JULIO DOMÍNGUEZ ARJONA 
1 de Marzo  de 2018

Por aquello de que seguimos en el año murillesco, hoy les traigo este curioso cuadro de un gran pintor sevillano que plasmó la caida de Murillo , la cual tuvo un fatal desenlace .-

Murillo murió en 1682, meses después de sufrir una caída desde un andamio cuando pintaba el  retablo mayor del convento de los capuchinos en Cádiz, una escena que 200 años más tarde inmortalizó el sevillano Manuel Cabral Aguado Bejarano, el pintor de la calle Génova .-

La obra del sevillano Manuel Cabral Aguado Bejarano (1827-1891) fue realizada para participar en un concurso que en 1891 convocó la Academia de Bellas Artes de Cádiz para conmemorar la fatal caída de Murillo cuando pintaba el lienzo central del retablo mayor de la iglesia del convento de los capuchinos de Cádiz.

Según explica el historiador Lorenzo Alonso de la Sierra, aunque hoy en día se piensa que aquella fatal caída ocurrió en el estudio sevillano de Murillo, la tradición prefería situarla en la misma iglesia, y así quiso reflejarlo en su obra el pintor sevillano. -

Apenas cultivó el género histórico, lo que da un especial valor a la obra "La caída mortal de Murillo", una obra en la que recrea el momento en el que el pintor es asistido por los frailes, tras caer cuando se procedía a izar el lienzo "Los Desposorios de Santa Catalina" al retablo mayor del templo conventual capuchino.

El cuadro, que estaba en los almacenes del Museo de Cádiz desde su fundación, en la segunda mitad del siglo XIX, sufría un gran deterioro, del que se ha recuperado para exhibirse en la sala "El pleno barroco. Murillo".
-



VOLVER A DIRECTORIO
VOLVER A LA PAGINA PRINCIPAL