EL ALCOHOL EN EL ISLAM 

Por Ahmad H. Sakr,

Profesor y Director del Departamento de Química y Nutrición.

Escuela Nacional de Quiropráctica.

Lombard, Illinois 60140.



Este artículo se presentó en la octava Convención Anual de la Asociación Médica Islámica de Estados Unidos y Canadá, celebrada del 31 de octubre al 2 de noviembre de 1975 en Washington D.C.

LIGA MUNDIAL MUSULMANA, MECCA MUKARRAMA. 

Breve biografía del autor

Reconocimientos

Introducción

Orígenes del alcohol

Prohibición del alcohol

Razones para la prohibición

Discusión

Resumen

BREVE BIOGRAFÍA DEL AUTOR 

Ahmad Husein Sakr nació en 1933 en Beirut, Líbano. Recibió su educación académica en la Universidad Americana de Beirut. 

            Obtuvo el bachillerato, la diplomatura y la licenciatura en ciencias en la misma institución y a continuación enseñaría allí en el Departamento de Tecnología de los alimentos y Nutrición. En 1966 obtuvo el doctorado en Filosofía en la Universidad de Illinois (Estados Unidos). Trabajó en el Hospital estatal Elgin, en la Facultad de Medicina Loyola, en la Universidad occidental de Illinois, en la Universidad Estatal Sloppery Rock y en la Escuela Nacional de Quiropráctica. 

     Es profesor a la vez que director del Departamento de Química y Nutrición. Fue nombrado educador excepcional en América en 1973 y elegido como líder comunitario y un americano destacado en 1976.

     En Líbano recibió educación islámica bajo la tutoría del Gran Muftí del Líbano así como de un gran número de sabios de Egipto, Siria, Irak, Argelia y Líbano. Se interesó por la investigación en asistencia social y (trabajo de campo). 

     Fue miembro fundador y presidente de la Asoc. de Estudiantes Musulmanes de Estados Unidos y Canadá, miembro de la Asoc. Médica musulmana, de la Asoc. de Científicos e Ingenieros Musulmanes, la Asoc. de Investigadores Sociales Musulmanes, la Federación de Asociaciones Islámicas de Estados Unidos y Canadá, del Centro Comunitario Musulmán de Chicago, de la Fundación del Gran Chicago, y de muchas otras organizaciones islámicas en Norte América. 

     Es director de la Liga Musulmana Mundial y su representante ante la O.N.U., y miembro fundador del Consejo Mundial de Mezquitas. El Dr. Sakr es un educador, un trabajador, un erudito, un investigador de campo, un conferenciante público. Ha viajado a cuarenta y dos estados de E.E.U.U. y a tres provincias de Canadá, ha visitado cientos de comunidades y universidades donde ha dado una   serie de conferencias sobre el Islam,  los musulmanes, las ciencias de la salud, nutrición, las ciencias sociales, política y religiones comparadas. Ha aparecido en programas de radio y televisión y ha participado en muchas mesas redondas. El Dr. Sakr ha visitado Trinidad, México, Alemania, Inglaterra, Líbano, Siria, Egipto1 Túnez, Libia, Marruecos, Gana, Nigeria,  Mauricio,  Sudáfrica y Arabia Saudí.  Fue profesor visitante y lector en la Universidad de Riyadh (Arabia Saudí), en la  Universidad  de  Durvanwestville  en  Sudáfrica,  en  la Universidad de Mauricio (Mauricio) y la Universidad de Libia en Trípoli. 

     El Dr. Sakr es autor de una serie de artículos científicos y religiosos tanto en árabe como en inglés y de un libro titulado La nutrición en el Islam. Este artículo El alcohol en el Islam es un capítulo de dicho libro. 

RECONOCIMIENTOS 

El autor quiere dar las gracias y expresar su aprecio a todas aquellas personas que le han ayudado a redactar este texto en su forma definitiva. Entre otros muchos al autor le gustaría dar las gracias al Dr. M. Abdel Rauf, Director del Centro Islámico de Washington, D.C.; al Profesor Ismail al-Faruqi, de la Universidad Temple; al Dr. Hammuda Abdel Ati, Útica, Nueva York; al Profesor T.B. Irving, Universidad de Tennessee; al Dr. y Sra. M.M. Siddiqui, de la Universidad Estatal de Colorado; al Profesor Mahmud Abu Saud de Egipto y a M.M. Hussaini, Universidad Estatal de Dakota del Norte. 

     Este folleto ha sido publicado por la Liga Mundial Musulmana de la Meca, Arabia Saudí, a través de su oficina en la O.N.U. como Organización No Gubernamental (O.N.G.) 

INTRODUCCIÓN 

Los seres humanos poseen determinadas fuerzas inherentes a su naturaleza que se deben proteger y controlar directa y frecuentemente porque de otro modo llevarían a perjudicar a la sociedad y a su destrucción. El Islam ha encauzado de modo constructivo la energía humana a través de la autodisciplina, la cual es un imperativo para cualquier sociedad civilizada. 

En un capítulo previo (1) se mencionó que está prohibido beber alcohol para los musulmanes.  Se han publicado cientos de artículos sobre el alcohol en el campo de la sicología, la bioquímica, el metabolismo, la embriaguez, los valores nutritivos y la salud, así como numerosos libros y revistas (2-14). Por otra parte   existe escasa información disponible referente a la prohibición del alcohol en el Islam (15-17). 

En este articulo el autor trata de aclarar algunos de los aspectos más importantes sobre del alcohol en el Islam tales como los orígenes del alcohol, las razones para su prohibición, la aplicación de la prohibición del alcohol en el Islam,  su aplicación en Norte América donde un importante número de familias está directa e indirectamente afectadas y preocupadas por los complejos problemas como consecuencia del uso y abuso del alcohol, los narcóticos y demás drogas. 

     Hay aproximadamente ochocientos millones de musulmanes en el mundo de los que unos tres millones viven en Norte América; por lo tanto es importante para los americanos no musulmanes conocer la cultura,  las necesidades dietéticas y los  fundamentos socioeconómicos e ideológicos de los musulmanes. Este articulo ha sido pensado para ayudar a los musulmanes y a los no musulmanes a desarrollar un entendimiento mutuo y un modo mejor de coexistencia así como una vida más feliz tanto en Norte América como en el resto del mundo. 

a)      Para los mormones, los adventistas del séptimo día y otros grupos cristianos, este articulo es importante porque ofrece un conocimiento más profundo a través de factores comunes que cada grupo comparte con los musulmanes.

b) Para aquellas asociaciones que están interesadas en la higiene natural así como aquellas que están relacionadas con la medicina preventiva, este artículo también puede servir de ayuda.

 c) Cuando la Comisión internacional para la prevención del alcoholismo y la dependencia a las drogas está preparando su Segundo Congreso Mundial a tener lugar en Acapulco, México el próximo año 1976 del 22 al 27 de agosto, la publicación de este artículo es de gran importancia: para los organizadores del Congreso a fin de conocer la visión cultural, social y religiosa de los diversos grupos étnicos del mundo; para los oradores es importante contar la prohibición del alcohol así como el uso y abuso de las drogas en el Islam; para los legisladores que están interesados en su prohibición en una sociedad donde se considera un modo normal de vida y una actividad económica, y finalmente para la audiencia como una fuente de información y de educación sobre su prohibición para los ochocientos millones de musulmanes que hay en el mundo con los que puede que estén relacionados pero no conozcan sus obligaciones religiosas y culturales. 

     La siguiente información puede servir igualmente a médicos, nutricionistas, trabajadores sociales, compañías farmacéuticas, industrias alimentarias, compañías aéreas que trabajan en algunos piases musulmanes. Será de ayuda para aquellos que piensan en trabajar en un puesto oficial en piases musulmanes tales como Arabia  Saudí,  Argelia,  Zaire  y  Libia  donde  las  bebidas alcohólicas están prohibidas legalmente así como para aquellos que están trabajando en comunidades musulmanas en Norte América y en el resto del mundo. La información presentada en este documento ayudará a eliminar situaciones comprometidas a los no musulmanes americanos cuando invitan a los musulmanes a sus casas o son invitados por sus amigos. 

        Finalmente el artículo es de vital importancia para los tres millones de musulmanes residentes en Norte América pues puede ayudarles a seleccionar los tipos de comida apropiados, las medicinas y vitaminas sin violar las enseñanzas morales de sus creencias.

LOS ORÍGENES DEL ALCOHOL 

En el Qur´an la palabra "khamr" se emplea para hacer referencia a las bebidas alcohólicas; originalmente se entendió como zumo  fermentado de las uvas. Esta palabra se aplica por analogía a toda bebida fermentada y particularmente a cualquier bebida o droga que embriaga. 

     Se sabe que las bebidas alcohólicas están clasificadas en dos grandes  grupos:  aquellas  que  están  producidas  mediante destilación para conseguir un porcentaje de alcohol (licores) como es el caso del whisky, el brandy, la ginebra o aquellos que están producidos sólo mediante fermentación como el vino, la cerveza, el ale y semejantes. Cuando se discute la prohibición de bebidas alcohólicas en el Islam ambos grupos están incluidos.

La historia de las bebidas fermentadas tiene su origen en la edad de piedra y probablemente antes, mientras que el proceso de destilación se descubrió en el 800 d.C. por un alquimista árabe llamado Jabir al-Hayyan (que es conocido en el mundo occidental como Geber). Alcohol es una palabra de origen árabe; el término árabe original "alghool" significaba fantasma o espíritu maligno. Se presume que Jabir al-Hayyan debió de sugerir este nombre por sus efectos más marcados (18). Por otro lado, la Enciclopedia Británica 1966 (19) menciona que "generalmente se acepta que la palabra alcohol es una derivación del árabe kuhl, koh´1,o kohol que significa un "polvo muy fino". Alkohol, o polvo fino, referido usualmente a un sulfato de  antimonio sutilmente pulverizado que se emplea en cosméticos para sombrear los párpados. Gradualmente la palabra (alkohol) vino a significar esencia. El verbo árabe khamara significa básicamente cubrir mientras que khamura indica la noción de fermentar. Por lo tanto beber khamar (bebida fermentada) supondría cubrir u obscurecer la claridad de pensamiento de un individuo haciéndole así actuar sin un proceso de pensamiento lógico. 

     En los días del Profeta Muhammad, la paz sea con él, la base de las bebidas alcohólicas eran las uvas, los dátiles, el trigo, la cebada y la miel. Aunque hoy en día el alcohol se puede preparar con cualquier otro elemento, aún se considera prohibido porque embriaga a la gente. El Islam enfatiza los efectos del alcohol sobre la gente y no el origen del alcohol.

LA PROHIBICIÓN DEL ALCOHOL 

La información relativa a la prohibición del alcohol en el Islam se obtiene directamente de los dichos de Dios (Allah) en el Qur´an así como en los dichos del Profeta Muhammad, la paz sea con él. La prohibición de las bebidas alcohólicas se menciona tres veces en el Corán. 

     En la sura titulada "La Vaca" Dios dice: "Ellos te preguntaran acerca de las bebidas alcohólicas y el juego, decid: en cada uno de ellos acecha un grave vicio así como algunos beneficios para el hombre, sus perjuicios son más grandes que su utilidad" (Corán 2,219)    

     En la sura "Las Mujeres" Dios dice: "Vosotros que creéis, no intentéis practicar mientras os halléis bebidos, con las facultades mentales disminuidas, hasta que podáis entender lo que estáis diciendo..." (Corán 4,43).    

     En la sura titulada "La mesa puesta" Dios dice: "¡Vosotros que creéis! Las bebidas alcohólicas, el juego, los ídolos y las rifas son sólo un sucio trabajo de Satán; alejaos de ellos para que podáis prosperar. Satán sólo pretende fomentar la enemistad y la envidia entre vosotros por medio de las bebidas alcohólicas y el juego e impedir el recuerdo de Dios en vosotros y de la oración ¿aún así no os abstendréis?" (Corán 5,90-91).    

     Estas tres aleas del Corán están relacionadas con la prohibición de las bebidas alcohólicas. Fueron reveladas en el orden anterior pero en diferentes ocasiones y momentos. La última aleya hace una prohibición categórica del alcohol. 

     Hay muchos dichos del Profeta Muhammad, la paz sea con él, incluyendo las siguientes: 

1. -  En lo referente a la embriaguez Aisha, la esposa del Profeta, dio cuenta de que Muhammad, la paz sea con él, dijo:"Cualquier clase de alcohol que embriague está prohibido." (16)

2. -   En la que se refiere a la cantidad necesaria para embriagarse Jabir, el seguidor del Profeta, dio cuenta que Muhammad, la paz sea con él, dijo: "Si una gran cantidad de cualquier cosa causara embriaguez, entonces una pequeña cantidad de ello estaría prohibida." (16)

3. - En lo que se refiere a las oraciones y al arrepentimiento, Abdullah ibn Umar, un compañero del Profeta e hijo del segundo califa, dio cuenta de que el Profeta Muhammad, la paz sea con él, dijo: "Si una persona bebe cualquier bebida alcohólica, Dios no aceptará sus oraciones durante cuarenta días pero si él se arrepiente, Dios lo olvidará." (16)

4. -  En lo que se refiere a la entrada en el Paraíso el día del Juicio, la misma fuente autorizada da cuenta que el Profeta Muhammad, la paz sea con él, dijo: "Hay tres tipos de personas a las que Dios les a negado el Paraíso: uno es el adicto a las bebidas alcohólicas, un hijo desobediente y un cornudo que continua en su adulterio de las mujeres". (16)

5. - En lo que se refiere a la actitud del Islam ante las bebidas alcohólicas,  la misma fuente da cuenta que el profeta Muhammad, la paz sea con él, dijo: "las bebidas alcohólicas son origen de la abominación y de la inmundicia." (16)

6. - En lo que se refiere al enojo de Dios con relación a las bebidas  alcohólicas,  no  sólo  aquellos  que  beben  bebidas alcohólicas son malditos por Dios, sino todos aquellos que están directa o indirectamente relacionados con ellos.  Anas,  un compañero del Profeta, dio cuenta de que Muhammad, la paz sea con él, dijo: "la ira de Dios recae sobre diez grupos de personas que tienen relación con el alcohol: el que lo destila, aquella persona para la que se ha destilado, quien lo bebe, el que lo transporta, la persona para la que ha sido transportado, quien lo sirve, quien lo vende, quien utiliza el dinero producido por él, quien lo compra y quien lo compra para otra persona." (16) Queda claro por esta información auténtica que es ilícito para los musulmanes consumir bebidas alcohólicas, de cualquier tipo y forma, o tener relación con ellas. Esta prohibición incluye toda clase de vinos, licores, bebidas fermentadas, alcohol puro y semejantes. 

RAZONES PARA LA PROHIBICIÓN

Hay muchas razones por las que las bebidas alcohólicas están prohibidas en el Islam. Estas son algunas de las razones en las que creen los musulmanes: 

- el alcohol es una abominación 

- el alcohol es parte de la labor de Satán 

- beber alcohol genera enemistad y odio entre la gente. 

- el alcohol impide a la gente el recuerdo de Dios. 

- impide y/o hace retrasar a los musulmanes la práctica de las oraciones.  Y aún si rezan no entenderán el sentido y el significado de lo que ellos están haciendo y diciendo. 

- aquellos que beban alcohol tendrán negado el Paraíso.

- para el Islam aquellos que beben alcohol son similares a los que adoran ídolos lo que está totalmente prohibido por el Islam. 

- cuando una persona bebe alcohol no se la considera creyente. 

- el alcohol es el mayor enemigo de la sociedad. 

- los musulmanes creen que los profetas de Dios no probaron las bebidas alcohólicas y que el alcohol estaba  prohibido en las escrituras originales de las religiones divinas reveladas. 

- las bebidas alcohólicas tienen algunos beneficios pero el mal y el pecado que resultan de su consumición son mucho mayores que sus beneficios. 

- el alcohol conlleva la maldición de Dios (Allah) para aquellos que lo beben así como para los que plantan o cultivan su materia prima, lo producen, lo venden o tienen relación con él; y aquellos que participan en fiestas donde se consume alcohol. 

- el alcohol es el responsable de un gran número de accidentes de tráfico

- muchas familias están rotas a causa del alcohol.

- bajo la influencia del alcohol se comenten más homicidios, violaciones y otras ofensas. 

Por las razones arriba esgrimidas los musulmanes practicantes hacen lo posible por evitar las bebidas alcohólicas así como aquellas fiestas donde se sirve alcohol y complacer así a Dios Todopoderoso. 

DISCUSIÓN

Se han suscitado muchas dudas acerca de cómo se puede imponer en la sociedad la prohibición del alcohol. Se supone que la economía de un estado podría verse alterada con la prohibición de la producción de bebidas alcohólicas y las industrias podrían ir a la bancarrota, los campesinos podrían empobrecerse al perder sus cosechas y muchos lagares y tiendas de licores se verían afectados. Cuando el Islam fue revelado la gente de Arabia tenía relación con el alcohol en tanto que floreciente actividad económica. Lo utilizaban como modo de socialización  así como para calentarse en las frías noches del desierto. Sin embargo, el Islam no prohibió la consumición de alcohol de manera abrupta y repentina sino que se adoptó un camino progresivo y gradual para la prohibición condicionando a la gente espiritual y materialmente a aceptar la profunda moralidad del Islam que culminó la categórica prohibición del alcohol. 

Se ha demostrado a través de la historia que la legislación para controlar el comportamiento personal del hombre cuando la víctima es el propio culpable como en el caso del alcohol es más difícil de hacer cumplir. Por lo tanto el Islam abordó el problema de la prohibición del alcohol positivamente.  Los musulmanes se ejercitaron para vivir según las enseñanzas morales de su religión desde el principio. Se les mostró entonces que los licores tienen tanto beneficios como contraindicaciones pero estas últimas son más que los beneficios. (Corán 2,219) A los seguidores del Islam se les dio tiempo para reflexionar sobre estas revelaciones hasta que se dieron cuenta de la verdad. Se da cuenta de que alguien en los primeros tiempos del Islam realizaba su oración mientras bebía  y así no  lo realizaba correctamente. Por lo tanto el Corán fue revelado al Profeta Muhammad (Dios acepte sus oraciones y la paz sea con él) para recordar a los seguidores del Islam que debían estar en un estado de conocimiento completo y plena conciencia cuando se prepararan para rezar. Desde que los musulmanes tienen que rezar cinco veces al  día,  automáticamente  tuvieron  abandonar  las  bebidas alcohólicas para poder entender el significado de sus oraciones.  Finalmente se les dijo a los musulmanes que las bebidas son parte del trabajo de Satán, y es una abominación que debe ser evitada en todo momento si quieren prosperar. Se cuenta que después de escuchar el verso del Corán que prohibe absolutamente la consumición de bebidas alcohólicas (5,90-91), los musulmanes vaciaron todo el alcohol que tenían en las calles de Medina y abandonaron  completamente  el  hábito  de  consumir  bebidas alcohólicas. En el caso de que el alcohol fuera prohibido en un país no musulmán, el cumplimiento de la ley por parte del gobierno no seria suficiente  amenos que los ciudadanos fueran educados moral y espiritualmente, a través de la sociedad y de la ciencia. Los primeros musulmanes eran conscientes de que las bebidas alcohólicas eran una actividad para su economía, pero ellos fueron más fieles a las enseñanzas de su moral que a esa actividad.  El aspecto económico del uso de bebidas alcohólicas puede ilustrarse con el siguiente resumen de un estudio dirigido por Hollis y Krusich en 1971 (21). En su estudio cubren áreas tales como la relación entre el alcohol y el crimen, el alcohol y los accidentes de tráfico, el alcohol y los accidentes domésticos, en el trabajo y en los espacios recreativos, el alcohol y las enfermedades,  el alcohol y el divorcio,  el alcohol y el desempleo, el alcohol y contaminación/corrupción.. Ellos afirman " ... por cada dólar que el Estado de Tennessee ha recibido en concepto de consumición de bebidas alcohólicas en Memphis y del Condado de Shelby, le cuesta a este estado 2.28 dólares; cada dólar de beneficio recibido por el condado de Shelby de la consumición de bebidas alcohólicas cuesta al condado 11.08 dólares, cada dólar recibido por la ciudad de Memphis por la consumición de bebidas alcohólicas le cuesta a la ciudad 4.39 dólares." 

Respecto al uso de bebidas alcohólicas en climas fríos para mantener la temperatura del cuerpo, la tradición del Profeta Muhammad, la paz sea con él, (16) deja claro que la consumición de alcohol está prohibida incluso para aquellos que viven en climas fríos. Si necesitan calentarse pueden utilizar alimentos o líquidos que no embriaguen como la miel. El uso de la miel se ha visto favorecido en el Islam por muchas razones (20) y se puede obtener la energía y las calorías necesarias fácilmente así como los nutrientes de la miel sin efectos secundarios como ocurre normalmente con el alcohol. 

Si alguien tiene a su disposición bebidas alcohólicas ¿qué debería hacer?. Es recomendable que se deshaga de ellas o si lo desea las convierta en vinagre. Debe mencionarse aquí que la transformación del alcohol en vinagre no está prohibido en el Islam.   Algunos musulmanes (16) que creen que las bebidas alcohólicas deben desaparecer han adoptado la postura de aquellos primeros musulmanas que vertieron el alcohol en las calles de Medina. Creen que el alcohol es una abominación y una de las armas con las que cuenta Satán que ha de ser abolido. Otros musulmanes aceptan transformar el alcohol en vinagre para evitar un despilfarro innecesario. Se debe dejar la respuesta final a aquellos que tienen la autoridad para decidir que es lo mejor para su país. 

Se ha mencionado anteriormente que todos los tipos y formas de alcohol están prohibidos para los musulmanes no importa como se hayan preparado ni la concentración de alcohol etílico que contengan. En el capítulo 12 sobre la comida y el análisis de bebidas alcohólicas, Marjorie R. Mattice (22) compila una lista de composiciones y valores de las bebidas alcohólicas al que uno puede dirigirse. La lista incluye licores de malta, vinos, licores destilados y mezclas.

       Muchas drogas en este país contienen una cantidad substancial de alcohol. Se usan para ayudar a curar algunas enfermedades o como una vía de aplicación para determinadas  substancias medicinales. El Islam es bastante claro y explícito en este punto. Se cuenta (16) que un hombre llamado Tariq ibn-Suwaid preguntó al Profeta Muhammad, la paz sea con él, a cerca del uso del alcohol como medicina, y el Profeta le dijo que el alcohol no es una medicina sino una enfermedad. Esto quiere decir que los musulmanes deben utilizar medicinas que contengan alcohol a menos que sea absolutamente necesario. Esta concesión está limitada únicamente a emergencias extremas. 

Por lo tanto es importante para las compañías farmaceúticas tomar en consideración las necesidades de los tres millones de musulmanes que residen en Norte América y de los musulmanes de otros  piases  en  caso  de  fábricas  de  medicinas  para  la exportación. Una lista parcial de medicinas que contienen alcohol se da en la tabla III del siguiente artículo (Alcohol en las bebidas, drogas, alimentos y vitaminas). 

Otro problema al que se enfrentan los musulmanes en Norte América es que una substancial cantidad de alimentos en los mercados  contienen  alcohol  en  diversos  porcentajes.  Los musulmanes no pueden comer dichos alimentos  porque contienen alcohol. Los menús de líneas aéreas, particularmente en vuelos internacionales,   contienen   casi   invariablemente   platos (incluyendo los postres) que tienen alcohol. 

Uno que no está familiarizado con los nombres de bebidas o su sabor   puede   ingerirlos   por   equivocación   violando inconscientemente por ello un principio fundamental de sus creencias religiosas. Una lista parcial de dichos alimentos y vitaminas se da en la tabla IV A y B. Como se demuestra en el siguiente artículo se recomienda a las industrias alimentarias que miren por las necesidades nutricionales de los tres millones de musulmanes que viven en Norte América para quienes el alcohol en cualquier forma está prohibido.

       Otro problema es el uso de dentífricos. Debido a que un número substancial contiene alcohol, los musulmanes deben abstenerse de usarlos incluso si la persona no lo traga y se lava la boca inmediatamente después. En la tabla V del siguiente artículo muestra una lista parcial de dentífricos que contienen alcohol.       El uso de alcohol como antiséptico así como en colonias y en perfumes es discutido por muchos estudiosos musulmanes. Algunos de ellos prohíben su uso en perfumes y colonias pero lo permiten como antiséptico.     Su razonamiento es que el alcohol está considerado como Rijjs* o una abominación  y por ello no debería usarse de ninguna manera, debiendo ser eliminados los residuos de la piel.       Se recomienda como alternativa aquellos perfumes que tienen como base aceite y en los que el alcohol no figura como constituyente. Otros sabios musulmanes permiten el uso del alcohol en colonias y perfumes así como antiséptico. Su razonamiento es que el alcohol se ha utilizado como un producto para uso externo pero no con intención de beberlo.       El uso y abuso de drogas que embriagan como es el caso de la marihuana, el hachís, el LSD y similares deberían estar también prohibidos pues el Islam toma en consideración el efecto que producen esas drogas en la salud del individuo más que el enfoque comercial.       Como se mencionó en un documento anterior (1) la jurisprudencia islámica no permite al musulmán ingerir alimentos o beber líquidos prohibidos bajo ninguna condición excepto cuando esto sucede por desconocimiento, por coacción o por una emergencia.

RESUMEN

El autor ha ofrecido información sobre el alcohol en el Islam, su prohibición, sus orígenes y su cumplimiento. Se ha considerado sus aplicaciones en Norte América y se han respondido algunas cuestiones referentes al uso del alcohol.    

     Es de esperar que por medio de la educación se logre un entendimiento mutuo entre las ideologías y culturas de los musulmanes y los no musulmanes consiguiendo así que personas de todo el mundo sean capaces de vivir en paz y armonía espiritual, económica, cultural, políticamente y en cualquier otro sentido concebible.


Atrás Principal Adelante