Mis primeros poemas
 
POEMAS DE...
Nana Smith
Mi vida y mi poesia
Mas poemas
Mis primeros poemas
Album de fotos
Así es mi tierra
Poemas de mi gente querida
Cartas a mi Madre
Páginas amigas
Mis primeros poemas

La Loca
imagen

La vida llenó sus sueños,
de amarguras y torpezas,
la marca de nacimiento,
siempre, la llevaba puesta.

Y la llamaban...la loca.
La loca...vivía en la cuesta,
en la que sube hasta el llano,
donde asentado se encuentra,
(mozárabe, que no cristiano)
un castillo ó fortaleza.

la sierra morena...al frente,
a sus pies...la gran riqueza,
escondida en los terrones,
de aquella bendita tierra.

Pero ella...solo es...la loca
y a todos, les daba pena,
aunque nunca, tuvo nadie
palabras de amor por ella.

La criticaba a hurtadillas...
la señora y la docella,
y la loca con su pena...
arrastraba su tristeza.

Solo queria ser querida,
por las gentes de su tierra,
un día...se fue la loca,
dejando atrás, hambre y pena

Olvidando sus olivos y...
aquella querida tierra.
Quiso volver a empezar,
necesitaba ser ella.

Volvió de nuevo a su mar,
aquel, que le abrió las puertas,
cuándo de niña llegara,
con un manto de tristeza

!Allí...no era la loca!
la gente, creía en ella
y...entonces volvió a soñar,
y a contarle a las estrellas

todo el inmenso pesar,
que la llenaba de pena,
y...cabalgó en los luceros,
de todas las noches bellas,

solo, se queria acercar,
al olivar de su tierra,
pero...las olas del mar
arroparon con destreza,
ese corazon de amor,
quesoñaba con sus sierras

Y...le arrastró caracolas,
algas de mar, madreselvas
la ginesta de sus montes y...
de sus playas...la arena.

Todo lo puso a sus pies,
aquella...su nueva tierra,
la que la acogió de niña
y...nunca loca dijera.

Pero...la loca, está loca,
y vaga por su tristeza,
es la locura que nace,
cuándo tus gentes te dejan

Cuándo no entienden que estás,
tan lejos de las miserias
y, tu locura es ...amar
aunque el amor...sea a una tierra.
imagen
Pajarilla sin Alas (1998,octubre)
imagen
Pajarilla sin alas, que entre cantos de cuna…
arrullabas mis sueños, a la luz de la luna
Pajarilla que antaño, volabas la llanura
de encinas y olivares, de tu ciudad moruna

Y que bajo un olivo, cuajado de aceituna
bordabas en tu alma, amores y dulzuras,
soñando en el futuro, de tu canción de cuna
y…cargaban tus hombros, el peso de las dudas

soñaste un día una ciudad de altura
donde darle un futuro, a tu canción de cuna
y sin pensar en trabas, ni en las penas más duras…
en un tren de madera, cargaste tu amargura

y en las paredes viejas sin cal y de pintura,
llenaste de ilusiones, una penumbra oscura,
con callos en las manos y tus rodillas duras
de tantos suelos limpios, de tanta sin cordura

lograste aquel futuro a tu canción de cuna.
Hoy con las alas rotas y en fría sepultura…
descansan ya tus huesos, no es tu ciudad moruna
la que le da silencio, a tu esbelta figura

Se han hundido tus ojos en gran magulladura
y tu boca no tiene resuello ni dulzura,
tus manos cansadas a lo largo figuran.
Pajarilla que antaño, volaste la llanura.

Di si encontraste nido, en tu vida futura
di si surcas los cielos en busca de dulzura,
la que no te dio el mundo, solo viste amargura
y ahora, queda la herencia en tu canción de cuna.

¡cuántos sueños se han roto! fue inútil tu textura,
luchaste contra el viento y ese aire…perdura
Y olvidaste heredarle a tu canción de cuna…
Tu fuerza y tu coraje, tu amor y tu ternura

Al Alba (1969)


Se los llevaron del pueblo,

un viernes de madrugada.

Cuándo la gente dormía,

y había nacido el alba.

El camino de cipreses,

angosto y lleno de escarcha,

a lo lejos descubría,

las mudas paredes blancas.

Y...en las tapias del recinto,

fuera de tierra sagrada,

todos puestos en hilera,

un cura los confesaba.

Y aún, con la boca en el cristo,

descerrajaron las balas,

directas a los diez cuerpos,

todas fueron disparadas.

En las paredes, el rojo,

de la sangre, se notaba.

Y, entre la hierba, casquillos,

de la ira envenenada.

Y... a lo lejos...en el pueblo,

ronco tañar de campanas,

el silencio se hizo eco,

de aquellas vidas segadas.




FUE EN MAYO (1971)


Era un domingo de Mayo,

cuándo a las claras del día,

los romeros con sus jacas,

salían en romería.

Iban cruzando olivares

y verdes campos sembrados.

Y...entre requiebros y besos,

muy cerca del Camposanto...

se oyeron sonar diez ecos,

que el viento, se fue llevando.

Los diez ecos que se oyeron,

les seguían repicando, a los

amantes, que estaban...

muy cerca del Camposanto.

Se acercaron sigilosos,

bien cogidos de la mano,

y en sus sienes...cual agujas

les seguían presionando.

Los diez ecos que se oyeron,

aquel domingo de Mayo.

!!Han tenido que ser tiros!!

la moza , le iba contando,

y el zagal...!muerto de miedo!

quedo, le iba contestando,

si la caza..está en la sierra,

¿se habrá escapao un venao?

Recorrieron el camino,

entre el olivar, y el llano,

y al llegar hasta la puerta,

de aquel cementerio blanco,

!!diez cadáveres sangrantes!!

!!diez tiros de gracia dados!!

¿Lo ves..Juan?, ya te había dicho,

que por aquí, no hay venaos.




imagen
¡MALDITA GUERRA!. (1971)
Por la cuesta que baja
del castillo a las huertas,
su figura menuda,
ligerita y resuelta,
va avanzando el camino,
con la carga dispuesta.
Ni una mula ni un burro,
solo tiene sus piernas y
un dolor tan profundo,
que en su cara refleja.
¡Esa guerra maldita!
mientras camina piensa,
se lo ha robado todo,
ahora solo le queda...
luchar por el futuro,
de lo que dió su siembra.
Por eso...reza a veces y
otras veces reniega.
¿donde estaba Dios,
cuándo los tiros suenan?
Y...siempre murmurando,
sin que nada se entienda.
Anduvo mil caminos y
guardó mil haciendas,
solo haciendo sendero,
sola con sus creencias,
que ha robado su vida
esta...¡maldita guerra!


Escritos en 1971, Enero
La caja de zapatos (1968)



Guardaba en una vieja,
caja de zapatos,
de aquellos que te hacían, mataduras
mis sueños infantiles
mis primeros amores
y...mis dudas.
La bajé del desván,
con gran cuidado
y...siempre, al amparo de la luna
mi cofre de tesoros, que
por años, durmió mis ataduras
con la solemnidad
que da la noche
y...las estrellas,
mis cómplices no hay duda
iniciamos en silencio...
ceremonia, la ocasión...
merecía investidura.
Y...al levantar la tapa...
se esfumaron mis recuerdos
volaron hacia el cielo
ligaduras, deseos incumplidos
y...sueños, de aquella niña,
que un dia....hizo en su vida...
cómplice a la luna.


Holograma
Llegaste a mí...como llega la aurora,
con los rayos marchantes de la luna.
La fuerza del sol cayó en tu pelo,
dejando en leve forma...tu figura.

Con el mar como fondo, retratabas,
tu silueta grácil y...un alma inquieta,
que llegaba hasta mí, como las formas
ó las letras ilustres de un poeta.

Toda tú, eras vida y...eras sombra,
escondiendo en tu alma, alas inquietas,
esperando a batir junto a mi pecho

Navegando por el mar, de las estrellas,
pero...el sueño fue corto, vida mía
solo fue el holograma de un poeta.
_________________
1989
Tu Amor.


Me llegan tus recuerdos, cuál suspiro,

colgándose en mi alma, como rosas

que entrelazan, amor y mariposas

viajeras en el tiempo, suave flotan.

Me llega tu sonrisa, tus palabras

mullidas, en hermosas sensaciones.

Me llega tu aliento y emociones,

susurrando en mi pecho, amor que goza

Y en la larga noche de mis días…

me llegan, tu amor y tu lamento,

las ansias por sentirme junto a ti…

forman esferas de agua y sentimiento

y floto en la espesura de tus bosques,

sintiéndome pájaro en el tiempo.

Posándome en las ramas de tu vida

y…haciéndome cómplice en tus sueños.

Pasada la pasión, (que si, ha existido)

ahora nos queda…a tí…el amor y la ternura,

a mí ...tu vida tu querer y...tus desvelos

1999 Barcelona
imagen