Proyecto Educativo

Colegio

Trinity School La Serena

 

Un Proyecto Educativo Institucional "es un instrumento de planificación y gestión que requiere del compromiso de todos los miembros de una comunidad educativa, que permite en forma sistematizada hacer viable la misión de un establecimiento, que requiere de una programación de estrategia para mejorar la gestión y calidad de sus recursos en función de los mejoramientos de los aprendizajes".

 

Presentación

Se da la más cordial bienvenida a conocer el Colegio Trinity School de La Serena, entidad reconocida y declarada cooperadora de la función educativa del Estado por Resolución Exenta 0662 del 1º de Junio de 1989 para impartir Educación Básica y Media. El Rol de Base del Colegio es el Nº 13305-1. El Colegio entrega una educación centrada en la persona, razón por la cual la enseñanza General Básica y Media ofrecerá una matrícula ideal de 25 y no más de 30 alumnos por sala. Los cursos destinados a la educación Pre-escolar deberán tener idealmente 20 niños y no exceder de 25.

 

La Sociedad Educacional y Cultural Trinity Limitada

La propiedad del Colegio Trinity School La Serena, pertenece a la "Sociedad Educacional y Cultural Trinity Ltda." regida por su respectivo Estatuto, inscrito a fojas 253 - 216 del año 1988. RUT 79.862.980-8

 

La Administración Académica y Docentes Directivos

La administración académica está integrada por la Dirección del Establecimiento y los Docentes Directivos, encargados de la Coordinación Académica, Orientación Personal y Vocacional, Docentes, Coordinación de Asuntos Estudiantiles. Unidades de Apoyo a la Docencia, como Biblioteca, Laboratorios, Sala Audiovisual y Materiales Didácticos. Regulan sus funciones a través del Yellow Book.

 

Los Alumnos del establecimiento

Son los auténticos protagonistas de la acción educativa, organizados por cursos y representados por sus Delegados ante el Centro de Alumnos, entidad que realiza diversas actividades entre las cuales destaca la Acción Pastoral Trinitaria. El Colegio ofrece a sus alumnos canales de comunicación e interacción para manifestar ampliamente sus inquietudes, colaborar en sus actividades y promover el compromiso y apoyo a los objetivos, principios y valores sustentados en el Proyecto Educativo. Garantizan su correcto accionar comunitario a través del "Manual de Convivencia de los Alumnos". Esta organización se rige por el Decreto 524 del 20 Abril 1990.

 

El Centro General de Padres y Apoderados

Es una Organización Comunitaria Funcional denominada "Centro de Padres y Apoderados Trinity School" que se rige por normas de la Ley 18.893 por el Decreto Supremo Nº565, por el Decreto Fuerza de Ley Nº5 de 1992 del Ministerio de Educación y por su respectivo Estatuto.

 

Definición del Colegio

Trinity School es una comunidad educativa laica, abierta a la sociedad y respetuosa de la diversidad, que pretende privilegiar en su enseñanza el aprendizaje del idioma Inglés e iluminar el proceso educativo con un compromiso valórico en la Fe Católica, donde se acoge la Palabra del Evangelio para orientar la formación integral de sus alumnos y el quehacer individual y colectivo de la Comunidad.


Misión del Trinity School

Se entiende por misión del Colegio, los objetivos fundamentales sobre los cuales se sustenta el presente Proyecto Educativo.

La Misión del Trinity School es entregar una educación con un sello característico y singular, a niños y jóvenes, de ambos sexos, para ser portadores de la excelencia personal, valórica y académica propia del Colegio, con el propósito de lograra una sólida base que les permita descubrir y elaborar su propio proyecto de vida, continuar estudios Superiores o insertarse laboralmente en la sociedad como una persona de bien.

El Colegio es un lugar de humanización y personalización, por lo tanto desea contribuir a la formación de personas favoreciendo su desarrollo integral y armónico, desde la perspectiva humanista cristiana, considerando todos los ámbitos del individuo, donde se destacan, entre otros, la dimensión intelectual, valórica, afectiva, emocional, física, artística, social, vocacional, ética, moral y trascendente, favoreciendo su maduración comunitaria y social.

Es Misión del Colegio, asegurar que cada uno de los miembros de la comunidad educativa, alumnos, docentes, paradocentes, padres, personal administrativo y auxiliar se inserte en el conjunto en forma ordenada y complementaria, según la diversidad de posibilidades, funciones y grados de responsabilidad de cada uno, formando una verdadera comunidad, donde reine por la comunión y participación un espíritu de familia con un objetivo común: la educación integral de los alumnos.

El Colegio pretende lograr el desarrollo integral de cada uno de sus alumnos, facilitando y ayudando a descubrir cada una de las potencialidades rectoras de su autonomía personal, en un clima de respeto y tolerancia a la singularidad y diversidad de cada cual, considerando su etapa de desarrollo. Se compromete con su proyecto de vida personal, en un ambiente cálido y sencillo de relaciones afectuosas.

Es Misión de Trinity School, colaborar con los padres en la formación de personas felices, que revelen en su actuar un compromiso fraterno de solidaridad y disponibilidad hacia los demás, abiertos a las experiencias de Fe y a la Palabra del Evangelio, donde se rescate el sentido positivo de la vida, teniendo como ejemplo y modelo a Nuestro Señor Jesucristo, como Camino, Verdad y Vida.

De la acción evangelizadora se desprende el respeto al pluralismo y diversidad del mundo. En consecuencia, el Colegio adopta una educación abierta, amplia y diversificada donde se potencie todos los ámbitos del saber, apoya el crecimiento integral de la persona, considerando todos sus ámbitos y formas de expresión.

Para este propósito ofrece el máximo desarrollo de la personalidad del alumno y sus capacidades intelectuales, a través de una excelente, planificada, participativa y exigente formación académica. Ofrece el máximo desarrollo de todas su potencialidades, creatividad, valoración y sensibilidad en todo aspecto, especialmente por las diferentes expresiones culturales, artísticas y musicales. Ofrece el desarrollo físico personal a través de tradicionales e innovadoras formas de expresión del deporte, en un contexto del respeto y valoración por la vida y el cuerpo humano, conjuntamente con el desarrollo de hábitos y prevención de riesgos que atenten contra su seguridad física corporal que en definitiva, destruyen además del intelecto, el alma. Por lo tanto, consolida esta educación permitiendo el máximo conocimiento y desarrollo de su espiritualidad, interioridad afectos, sentimientos y voluntad como expresión de libertad, guiados por los valores y principios inmanentes en el Evangelio.

Complementa el desarrollo del conocimiento, aportando el aprendizaje y el perfeccionamiento del idioma inglés. El Colegio no es bilingüe, sin embargo, además del contenido de la asignatura, practica en toda instancia y ocasión propicia el idioma, para internalizarlo de manera pragmática. Su fundamento y objetivo es otorgar y fortalecer en el alumno una adecuada adaptación y contribución positiva al mundo actual en todo ambiente y latitud, como asimismo acceder y asegurar su ingreso al conocimiento y la cultura de los países de habla inglesa.

Para lograr concretar los valores expuestos precedentemente y hacerlos enseñanza viva y práctica en la malla curricular programática y extraprogramática de los alumnos, el Colegio asume su misión, garantizando una política financiera que permita el máximo aprovechamiento de los recursos humanos y materiales que demande la implementación de los planes y programas.

 


Fundamento Histórico

El Colegio fue creado en 1989 bajo la supervisión pedagógica de la Profesora Elsa Frávega Villablanca, quien participó en el programa de formación de Supervisores Educacionales por parte del Ministerio de Educación (C.P.E.I.P.) entre los años 1977 y 1980; año en que se integró al Trinity College de la Universidad de Duke, Durham N.C.,USA para proseguir estudios de perfeccionamiento en el área de discapacidad física y mental. En 1993 creó la Unidad Técnico Pedagógica del Colegio Bilingüe The International School, La Serena y fue designada Directora de ese mismo Colegio entre los años 1984 y 1988, período en que es responsable de crear la Enseñanza Media en The International School y de la construcción de su nuevo edificio.

Frente a la posibilidad de crear una unidad educativa con calidad en la entrega de su servicio educacional y formación personal, para ser ofrecidas a estratos sociales de menores ingresos; en conjunto con los docentes, Sra. María Antonieta González Campano, Profesora Normalista y de Religión Católica, quien actualmente ejerce funciones docentes en el Colegio Dunalastair, Santiago y el Sr. Luis Eduardo Ulloa Sandoval, Profesor de Estado en Educación Física desde 1984, se crea la sociedad Educacional y Cultural Trinity Ltda., con el propósito de fundar una unidad educativa denominada Trinity School en devoción a la Santísima Trinidad.

Desde 1989 hasta 1997 el Colegio funcionó en 4 casas ubicadas en el Sector de Larraín Alcalde y Balmaceda. En 1997 se creó el Primer Año de Enseñanza Media. En Marzo de 1998 el Colegio se trasladó a sus nuevas dependencias ubicadas en Avenida Guillermo Ulriksen 5100. En el año 2000 completó el segundo ciclo de Enseñanza Media entregando su primera promoción de egresados.

Estos once años de historia del Colegio se traducen en un desarrollo paralelo de objetivos difíciles de compatibilizar, como son el ir construyendo físicamente el Colegio, estableciendo mejores condiciones de trabajo para el personal, atendiendo una población creciente y progresando en la entrega de una educación de buena calidad.

 


 

Símbolos del Colegio

Insignia

  • Triángulo: Su más alta significación, aparece como emblema de la trinidad. En sus relaciones con la humanidad, el Padre se presenta como el creador, preservador y gobernador del universo; el Hijo como el revelador de la divinidad y redentor; el Espíritu Santo como el que habita interiormente y santifica.

    El Padre : La mente creadora - el Pensar.

    El Hijo : El amor divino - el Sentir.

    El Espíritu Santo : La acción del pensamiento y del amor en armonía -

    el Actuar.

    Paloma: Participa del simbolismo general de todo animal alado (espiritualidad y poder de sublimación).

    Representa a la tercera persona de la trinidad, el Espíritu Santo, en forma de paloma que consuela e intercede.

    También al alma universal que va a reunirse en el éter con su elemento original.

    Representa la inspiración divina y la salvación de Cristo a los corazones de los hombres.

    Color Actividad, dinamismo, competencia, interés en todo lo que le rodea, intensidad

    Amarillo: de vivir, impulsos, deseos de triunfo, actividad y competencia.

    Color Actividad, dinamismo, competencia, interés en todo lo que le rodea, intensidad

    Rojo: de vivir, impulsos, deseos de triunfo, actividad y competencia.

    Color Sensibilidad, percepción, unidad, profundidad de emociones, tranquilidad,

    Azul: amor, ternura, afecto, unión y armonía consigo y con todas las cosas que le rodean, dedicación, entrega, confianza, sinceridad, eternidad.

    Color Intuición, más allá, afirmativo, espiritual, energía tranquila, claridad. La unidad

    Blanco: de Dios, la sabiduría, la fuerza, alegría y felicidad.

    12 Rayos: Los doce apóstoles o mensajeros, testigos oculares de la gloria de Cristo: 12 = doce tribus.

    Cruz: Eje del mundo, relación entre la tierra y el cielo; entre la vida y la muerte: Cruz y Espada; ambas esgrimen contra el monstruo primordial: Satán.

  • Lema: Eruditio et Religio

    El Colegio asume la educación como un proceso de crecimiento integral de la persona, que se verifica a través de la conjunción y desarrollo armónico de la mente, el cuerpo y el espíritu como un todo inseparable. En consecuencia, la concepción filosófica que abraza el Colegio, tiene su centro en la persona concebida como un todo indivisible, consciente de una mente y un cuerpo que debe desarrollar y de igual forma un espíritu, donde su alma busca trascender a Dios. Su intelecto, voluntad, afectos y sentimientos buscan dar sentido a su vida, siendo cada uno de los aspectos que se distinguen en una persona de igual modo perfectible, es decir del mismo valor o relevancia en el desarrollo armónico.

     

    Tradiciones

    • Semana Santa (Vía Crucis, Lavado de Pies, Pascua de Resurrección)
    • Misas de Acción de Gracias
    • Misas de Réquiem
    • Día de todos los Santos
    • Mes de María
    • Semana de la Familia
    • Navidad
    • Catequésis de Adultos y Niños (NB2 Y NB3)
    • Confirmación en la Fe (3º y 4ª EM)
    • Día de la Mujer
    • Easter
    • Día del Alumno
    • Mes del Mar
    • Mes del Medio Ambiente
    • Día del Niño
    • Aniversario
    • Mes de la Montaña
    • School Fiesta
    • Día del Anciano
    • Día del Maestro
    • Día de la Alimentación
    • Halloween
    • Día del Párvulo
    • Open House
    • Thanksgiving
    • Spelling Bee
    • Graduación de Kindergarten, 8º Año Básico y 4º Año Enseñanza Media

    En Trinity School, como en toda institución, las personas pasan, pero la Institución queda. Es un deber y un sentimiento comunitario rememorar a las personas que entregaron su tiempo, sirvieron y engrandecieron a la institución desde distintos estamentos, a través de realizaciones y aportes significativos que contribuyeron al crecimiento y prestigio de hoy.

     

    Fundamento Pastoral

    El Trinity School tiene el privilegio de contar con una permanente asistencia religiosa realizada por sacerdotes pertenecientes a la Parroquia San Isidro de La Serena, quienes dejan su sello personal efectuando una fecunda asesoría Pastoral a nuestras generaciones trinitarias.

    Trinity School, no siendo colegio de Iglesia, quiso ser Católico desde su fundación. La comunidad Trinitaria ha respondido cabalmente a este deseo y compromiso a través del tiempo, de diferentes formas a través del apoyo espontáneo e incondicional de alumnos, profesores, funcionarios y apoderados.

    La acción Pastoral del Colegio pretende entregar al alumno, mucho más que un ramo de Religión o de Formación Personal. Pretende formar en los alumnos la receptividad a la Palabra del Señor, al amor incondicional de Dios Padre como Luz de su propia vida, el amor extremo por nosotros de Dios hijo, ejemplo y palabra de Vida Eterna en nuestra propia existencia y a la Gracia Santificante del Espíritu Santo, como aporte concreto en el camino personal de perfección y superación.

    La acción Pastoral del Colegio colabora con las familias que voluntariamente han sentido el deseo de acompañar en forma espiritual a sus hijos para un encuentro especial con el Señor a través de los Sacramentos de Primera Comunión y Confirmación, trabajando coordinadamente alumnos y apoderados, con el objeto de vivenciar plenamente el deseo natural que surja en los alumnos de abrazar los Sacramentos.

    Tradicionalmente, los padres y apoderados, las familias espontáneamente comprometen su tiempo y muchas veces sus hogares para desarrollar cálidamente los contenidos de las Catequesis, permitiendo un armoniosos conocimiento e integración personal entre los apoderados del Colegio.

    La Pastoral del Colegio promueve la integración voluntaria de apoderados, para servir al Señor llevando su Palabra. Ha sembrado la tradición de efectuar Misas Comunitarias lugar de encuentro fraterno. Esta Eucaristía o Acción de Gracias, ha permitido a toda la comunidad trinitaria, dar verdaderamente gracias al Señor unidos en otra dimensión, todos los estamentos del Colegio, junto a la activa participación de los alumnos, lo cual permite y pretende acentuar la vivencia de la FE, ESPERANZA y CARIDAD.

    El marco Pastoral del Colegio supone la organización, adhesión y compromiso de la comunidad trinitaria para dar a conocer y vivir la Palabra del Señor. Propone educar a niños y jóvenes de acuerdo a la visión evangélica de la Iglesia Católica, inserta en la sociedad cristiana que reclama la urgencia de vincular ideales y vida de manera que los valores se encarnen y sean asumidos con valentía por toda la comunidad escolar, en un constante proceso de autoanálisis.

    Desde esta perspectiva, la acción pastoral pretende integrar la educación promoviendo el crecimiento y la maduración del alumno en todas su dimensión humana y cristiana. Es decir descubrir y potenciar las posibilidades intelectuales, física y afectivas del alumno. Facilitar el encuentro personal en la fe con Nuestro Señor Jesucristo, para promover el desarrollo en la dimensión social, comunitaria, ética y trascendente.

    La presencia histórica y divina de Nuestro Señor Jesucristo en el mundo, otorga el sentido nuevo de la existencia humana y la transforma para vivir, pensar y querer de acuerdo al Evangelio, haciendo de las bienaventuranzas su norma de vida. La acción pastoral del Colegio acoge, desarrolla e internaliza estos conceptos, en el cual el propio alumno transforma la Palabra en actos y obras.

     


    Fundamento Filosófico

    Mediante el curriculum humanístico - científico, Trinity School ofrece oportunidades a sus educando experiencias de aprendizaje y formación que buscan desarrollar un sentido positivo de la vida, fomentar la existencia de un ambiente de convivencia, y fomentar un compromiso de aprendizaje en todos ellos.

    El Colegio asume la educación como un proceso de crecimiento integral de la persona, que se verifica a través de la conjunción y desarrollo armónico de la mente, el cuerpo y el espíritu como un todo inseparable. En consecuencia, la concepción filosófica que abraza el Colegio, tiene su centro en la persona concebida como un todo indivisible, consciente de una mente y un cuerpo que debe desarrollar y de igual forma un espíritu, donde su alma busca trascender a Dios. Su intelecto, voluntad, afectos y sentimientos buscan dar sentido a su vida, siendo cada uno de los aspectos que se distinguen en una persona de igual modo perfectible, es decir del mismo valor o relevancia en el desarrollo armónico.

    En este sentido, la persona concebida como un todo indivisible, tiene potencialidades que desarrollar, limitaciones que aceptar e imperfecciones que superar. El objetivo pedagógico consiste en apoyar plenamente a cada persona para desarrollar armónicamente sus capacidades, superar sus debilidades y adquirir los valores profundos y trascendentes del sentido en la existencia humana. En consecuencia, la educación pretende dar énfasis y fortalecer el concepto de la dignidad de la persona, con sus derechos naturales básicos derivados de su propia naturaleza, como atributos entregados por Dios para ser administrados por el hombre, anteriores y superiores a toda institución humana. Comprender que la sociedad se regula no sólo a través del Derecho expresado en textos, sino también a través de normas naturales, éticas y morales que dignifican la naturaleza humana.

    Se concibe al hombre como persona individual, singular, de naturaleza única e irrepetible, pero también como un ser social, que participa activa y constructivamente en la búsqueda del bien común. Comprende que necesita de otras personas para poder desarrollarse y realizarse, y a la luz de su propio proyecto de vida entrega su aporte personalísimo al bien de la comunidad. En este sentido la labor pedagógica consiste en hacer del educando un ser socialble, despojado de todo individualismo, consciente de las necesidades de su entorno, la sociedad y el medio ambiente. El proceso educativo promueve en la formación integral del alumno, una constante búsqueda de la excelencia a través del amor, la verdad y la justicia.

    En congruencia con las nutrientes valóricas y el ejemplo de su medio, el alumno a través del desarrollo de un actuar ponderado y del pensamiento reflexivo, observará las acciones de su medio, discernirá en torno a los valores y antivalores presentes e iniciará el proceso de asimilación para adoptar y hacer propias, en definitiva, las normas de comportamiento, usos y formas sociales que serán parte, precisamente, de su formación ética, moral y cultural. Estos serán los antecedentes del desarrollo de su propio proyecto de vida y bajo el supuesto de su libertad interior, es decir, la actitud personal ante un conjunto de circunstancias que le permiten a cada persona elegir su propio camino. Tiene presente que los valores se inculcan desde el hogar, no adquieren de inmediato o sólo por consignarlos en un texto, sino a través del esfuerzo y la perseverancia.

    Esta forma de educación respeta, conoce y acoge la personalidad única e irrepetible del alumno colocándola como centro de su acción, fortalece la confianza en sí mismo, la seguridad de proceder y autoestima, los cuales serán los antecedentes que potencien el desenvolvimiento en su medio, de relaciones interpersonales y sociales sanas, expresadas a través de la habilidad de manifestar y comunicar opiniones, sentimientos, ideas, convicciones propias con claridad, eficacia y respeto.

    Se considera a la persona en sus diversas relaciones e interacciones que se presentan en el devenir de su vida: consigo mismo, con los demás, con la naturaleza y especialmente con Dios. La educación en este aspecto pretenderá inculcar el profundo respeto a la diversidad y específicamente a la biodiversidad, pues encierra el Misterio o amor de Dios en el equilibrio de la naturaleza, para asegurar, no sólo la existencia de toda criatura del planeta, sino al planeta mismo.

    Toda persona es libre y la libertad es considerada a la vez una responsabilidad, se educa progresivamente hacia la iniciativa responsable, especialmente en torno a la protección de la vida, la propia, la de las demás personas y su entorno en sentido amplio. La educación pretende que la persona transite desde la heteronomía hacia la autonomía siendo esto reflejo de una vida responsable, consciente de sus atribuciones y obligaciones, de su sustento en sentido amplio. La educación pretende orientar la libertad para ejercer una autonomía, donde tenga presente el TU para ir al encuentro armonioso del tú, consciente que sus derechos empiezan donde terminan los del otro y que la personalización de las necesidades ajenas constituye el necesario límite de la expresión de libertad. Llegar a asumir concretamente que la libertad sin compromiso, no es verdaderamente libertad y sólo se goza de ella plenamente, cuando se asume un compromiso. Por lo tanto, la educación pretende encauzar positivamente la libertad, en búsqueda de la realización personal y del bien común.

    Como corolario de lo anterior, se pretende provocar en los alumnos la búsqueda de un sentido positivo de la vida, en la formulación de un proyecto personal de vida y orientar su vocación como un expresión de servicio a las necesidades de prójimo, reflejando a través de una actividad u oficio, la expresión del bien, es decir, la presencia misma del Señor. En una sola frase, llegar a través del trabajo, a servir al Señor en las necesidades del prójimo de acuerdo a sus intereses, aptitudes y capacidades.

    Se estima al alumno, no sólo como una persona y un ser social, sino proveniente de una familia, célula básica de la sociedad, taller de humanidad, puente hacia Dios. El proceso educativo moderno, comprende la necesidad de apoyarse recíprocamente y vincular Colegio - Familia parra potenciar los conocimientos y los valores que se promueven bajo el mismo esquema de anhelos y propósitos. El Colegio coopera e interactúa con la familia. La familia se compromete con el Colegio y responde coherentemente reforzando los conocimientos, hábitos y valores. La educación del Colegio como toda educación moderna, considera como uno de sus fines primordiales, el deber de promover la convergencia de las influencias educativas del Colegio y la Familia y mantener canales de comunicación coordinados que robustezcan la relación entre ambas, para realizar acciones conjuntas, especialmente las de protección contra las acciones o estímulos negativos del medio.

    Desde la perspectiva de la familia, el Colegio, al igual que los padres, considera el proceso pedagógico de la enseñanza de acuerdo a las diferentes etapas del crecimiento y sus necesidades. Por lo tanto, pretende entregar apoyo y atención particular a cada una de las etapas y la correspondiente superación de las misma. Inciden en este aspecto, la ayuda con programas específicos y los métodos de detección de los trastornos del aprendizaje, déficit atencional y conductual.

     


    Fundamentos Pedagógicos

    Trinity School asume el deber de dar cumplimiento a los objetivos precisos indicados para cada nivel educacional de acuerdo a las normas emanadas del Ministerio de Educación y complementar el proceso de enseñanza de acuerdo a los objetivos y énfasis formativos contenidos en el Proyecto Educativo.

    El concepto educativo se concentra en la formación integral y armónica del alumno, considerado en términos amplios desde una perspectiva humanista cristiana. En consecuencia es el alumno persona singular la esencia del quehacer educativo, en oposición al concepto individuo anónimo, masivo, incongruente y parcelado que surge cuando no hay educación.

    El Colegio adopta la concepción curricular basada en la Teoría Constructivista del Curriculum.

    En Trinity School adherimos al planteamiento de que todo niño (a) y joven tiene talentos y capacidades naturales y aprendidas que son valiosas para su ulterior desarrollo educativo y, por consiguiente, nuestros procesos de enseñanza y aprendizaje se orientan a incentivar y enriquecer las capacidades naturales y aprendidas que el alumno trae al Colegio, construyendo y reconstruyendo sobre ellas nuevos aprendizajes personalmente significativos, culturalmente pertinentes y socialmente relevantes.

    Dentro del marco pedagógico, la docencia, a través de diversos métodos y técnicas estimula capacidades entre las cuales hace énfasis en: "la capacidad de aprender a pensar", "la capacidad de aprender a aprender" y "la capacidad de aprender a hacer". Se explica someramente su significado.

    En torno a la capacidad de pensar, el colegio en toda disciplina pretende desarrollar ampliamente la actividad intelectual y el dominio de destrezas, cultivando y formando actitudes y aptitudes para el estudio, la investigación, la exactitud científica, la curiosidad intelectual, motivados por el aprendizaje enfocado hacia el autoaprendizaje, más allá de la calificación.

    Para este efecto, implementa los métodos adecuados para alcanzar el conocimiento y consecuente con ello despertar en el alumno el deseo de conocer el campo teórico y práctico, impulsado por su propia iniciativa y raciocinio.

    La capacidad de aprender a pensar implica en la docencia entregar al alumno los métodos para alcanzar el conocimiento profundo de la realidad para despertar en él el deseo de conocer y de entender el mundo. A su vez, la técnica pedagógica estimula la interacción docente - alumnos y medios para que éste piense y descubra.

    Capacidad de aprender a aprender: es el ambiciosos anhelo de la educación en general y del Colegio en virtud del cual, el alumno es capaz de realizar aprendizajes significativos por sí mismo en un amplio espectro de circunstancias. Favorece este proceso, no sólo el intelecto académico sino el conocimiento de sus gustos y sensibilidades particulares, su personal modo de lograr un real aprendizaje, que determinarán en definitva la maejor forma de cómo aprender. Para este propósito el Colegio pone a disposición estrategias de exploración, cognoscitivas y particularmente del aprendizaje, donde se imparten conceptos, se entrenan actitudes y tácticas de descubrimiento, de planificación y se pone énfasis en el trabajo metódico de la enseñanza.

    Capacidad de aprender a a hacer. Relaciona, cómo llevar a la práctica el desarrollo y desenvolvimiento de las capacidades intelectuales, lo cual supone no solamente el desarrollo de destrezas físicas, entrenamiento sicomotor sino también el conocimiento de formas o procedimientos de ejecución. Esto llega al rango óptimo cuando el alumno lleva a la práctica las capacidades intelectuales a través de procesos y rutinas diseñados o creados por el mismo. La Enseñanza del Colegio, en cada área pretende dar el espacio y el estímulo para la expresión de la creatividad y originalidad derivadas del aprendizaje en las diferentes disciplinas, las valora, destaca y fomenta en cada alumno, consciente de la importancia del desarrollo de su autoestima y autorealización.

    El Colegio promoverá que el alumno sea una persona creativa, abierta a la crítica, asumiéndola como punto de partida a la autocrítica, que reconoce sus potencialidades tanto como sus defectos o insuficiencias, abierto a todo cambio que signifique, reafirmar su autonomía y responsabilidad en el accionar. Aprender a devenir es la capacidad de cambio personal orientado por los valores que en última instancia el hombre corona en la comunicación con Dios.

    La capacidad de cambio personal se encuentra en la esfera de la reflexión, el Colegio pretende a través de todo conocimiento, que el alumno comprenda el proceso reflexivo como un peldaño de crecimiento personal. Se asocia con el pensamiento crítico, que facilita el buen juicio, se autocorrige y es sensible a la circunstancia, contexto o situación particular.

    Dentro del marco pedagógico, se incorpora de acuerdo a la etapa de crecimiento del alumno, una adecuada educación sexual, entendida como educación para el amor y la responsabilidad que involucra en relación con la vida. Se entiende la sexualidad, la ética y la familia como un todo irrenunciable en la formación conjuntamente con la importancia social, afectiva y espiritual de la familia y de la institucionalidad matrimonial.

    El Colegio opta por una educación holística, donde la interdisciplinariedad de las asignaturas es de relevancia esencial para la formación global del conocimiento. Para este efecto, el Colegio cumple con los objetivos y contenidos básicos de la asignatura y con los objetivos transversales o aquellos que traspasan o trasuntan toda la malla curricular de ésta, permitiendo integra el curriculum.

    Todo proceso educativo escolar es una responsabilidad compartida y coordinada entre el Colegio y la familia, entre profesores, padres, apoderados y estudiante, actuando cada uno dentro del ámbito que le es propio y desarrollando los roles y las funciones específicas que le corresponden.

    Al elegir Trinity School los padres y apoderados deben demostrar compartir los principios, objetivos y acciones educativas del Colegio y comprometerse a mantener una buena disposición para recibir las sugerencias de acciones educativas coordinadas que éste haga para ser aplicadas por la familia en el ámbito extra - escuela.

     

    Evaluación de los Aprendizajes

    La Evaluación de los aprendizajes necesariamente deberá realizarse tanto con fines de diagnóstico, formativos y acumulativos según proceda antes, durante o al término de cada proceso educativo.

    En el proceso de evaluación y promoción escolar Trinity School da relevancia a los siguientes criterios generales:

    1.  
    2. El orden, oportunidad y cuidado en la presentación de trabajos escolares incidirá en su evaluación.
    3. Para evaluar conductas escolares positivas o negativas en el dominio de lo actitudinal - valórico, deberán usarse expresiones verbales que se registrarán en el Libro de Clases, en informes a los apoderados, o en cualquier otro registro escolar.
    4. Dentro de las instancias evaluativas se consideran de gran importancia los trabajos de investigación grupales, las disertaciones, los "papers" y los proyectos de investigación.
    5. Como parte de la formación de hábitos de estudio, se realizan programas de lectura complementaria en Español, en el Colegio (L.S.S) y en el hogar.
    6. La tarea escolar (para realizar en el hogar) es concebida como un reforzamiento de objetivos y contenidos ya desarrollados en clases, o como un trabajo de investigación que servirá de introducción a nuevos objetivos y contenidos que luego serán enseñados en clases.
    7.  

    Perfil del Alumno Trinitario

    Todo alumno de Trinity School deberá:

    Concurrir al Colegio a estudiar, a aprender y a obtener provecho de las actividades organizadas por el Colegio con el objetivo de facilitar su crecimiento personal y el de sus iguales en un ambiente grato y de respeto por las personas, la naturaleza y los bienes materiales.

    Desarrollar y mantener tempranamente una clara orientación hacia la prosecución de estudios de nivel superior, lo cual implica lograr niveles de motivación y rendimiento escolar, hábitos de estudio y actitudes cotidianas acordes con tal orientación.

    Desarrollar y aplicar la reflexión, el pensamiento crítico y las argumentaciones pertinentes, como elementos fundamentales de un desarrollo intelectual riguroso.

    Practicar diferentes modos de expresión de sus emociones, de sus sentimientos y de sus capacidades artísticas, como formas de búsqueda del sentido de la belleza y de lo estético en el desarrollo humano.

    Poner en práctica valores que fomenten la preservación y el desarrollo pleno de la vida y el cuerpo humano.

    Comprometerse en acciones de protección del entorno natural y de promoción de los recursos naturales como contexto de un desarrollo humano sustentable.

    Tener presente que forma parte de una comunidad escolar donde todos los demás integrantes: Alumno, Profesores, Profesionales, Directivos y Personal Administrativo y de Servicios, concurren a desarrollar una actividad socialmente necesaria en un ámbito de convivencia digno y de respeto recíproco y , en consecuencia, debe cautelar el derecho de los otros para estudiar, trabajar y participar en las tareas colectivas.

    Observar una conducta escolar positiva de acuerdo con su edad y estadio de desarrollo. Esta conducta deberá ser adecuada a las necesidades del proceso educativo personal y colectivo; y ser consonante con las normas y disposiciones que establece el Colegio.

    El propósito del Colegio, consiste en aprovechar cada oportunidad y toda instancia de la acción educativa para formar una persona de bien, portador del Señor, modelo de Nuestro Señor Jesucristo. Pretende proyectar en el alumno el sello trinitario.

     

    Perfil del Profesor Trinitario

    Todo profesor que trabaje en Trinity School deberá:

    Comprometerse e identificarse con el Colegio, velando por el cumplimiento de los principios de su proyecto educativo.

    Obligarse a respetar y cumplir los principios y valores propios de un establecimiento educacional cristiano y lo dispuesto en el contrato de trabajo y reglamentos (Yellow Book).

    Darse siempre la oportunidad de mostrar su vocación.

    Ser permeable al sistema de trabajo dinámico, innovador y en equipo que Trinity School posee, mostrando buena disposición de colaboración ante situaciones emergentes, manteniendo una preocupación constante por su crecimiento personal y profesional y aceptando y facilitando la observación y supervisión de sus clases y actividades docentes.

    Poseer un dominio de grupo adecuado que propenda al trabajo armónico con sus alumnos e iguales de acuerdo con los principio educativos del Colegio, dentro y fuera de éste, y respetar las características y diferencias físicas, de género, étnicas, religiosas, ideológicas, sociales y culturales de los estudiantes y sus familias.

    Respetar y valorar la vida privada y el trabajo de sus alumnos, apoderados, compañeros de trabajo y funcionarios del Colegio.

    Actuar con serenidad, ecuanimidad y discreción al enfrentar situaciones de conflicto con el alumno, otros profesores, apoderados y funcionarios del Colegio, estableciendo un diálogo directo y empático con ellos.

    Usar los sistemas y procedimientos regulares establecidos por Trinity School para la comunicación con sus iguales, superiores, apoderados y funcionarios del Colegio, velando porque en estas comunicaciones se respeten los principios de su proyecto educativo.

    Demostrar en todo lugar y tiempo fidelidad a la institución que lo ha cobijado.

     

    Perfil del Apoderado Trinitario:

    Apoyar con dedicación y continuidad el proceso educativo de sus pupilos: asistiendo oportunamente al Colegio para informarse acerca de su rendimiento y comportamiento, orientando y controlando el uso de su tiempo libre en el hogar y velando por el cumplimiento de sus obligaciones escolares.

    Conocer y aceptar la filosofía, principios, objetivos, políticas, normas, reglamentos y decisiones que el Colegio adopte en las materias de naturaleza educativa que le son de su dominio exclusivo en cuanto institución responsable de la educación escolar.

    Integrarse y participar en el Subcentro de Padres y Apoderados correspondiente al grado o curso en que está su(s) pupilo(s).

    Promover permanentemente el desarrollo de actitudes, gestos, expresiones y actos positivos hacia el Colegio, sus profesores, todos sus estudiantes, todos sus padres y apoderados y todos sus funcionarios.

    Emplear el conducto regular para canalizar sus críticas, inquietudes e iniciativas, respetando las distribuciones de funciones y las responsabilidades que corresponden a los profesores y al personal del Colegio, así como también la planificación de actividades realizada por la institución.

    Asistir y participar en las actividades especiales que programa el Colegio, tales como: Ceremonias Religiosas, Open House, School Fiesta, Graduaciones, etc.

     

    Perfil de los Funcionarios Administrativos, Paradocentes y Auxiliares de la Educación Trinitarios

    Todo funcionario de Trinity School deberá:

    Fortalecer un ambiente de armonía y fraternidad donde todo funcionario se sienta reconocido, valorado y respetado como tal, considerando su actividad o función particular, un elemento esencial en el desarrollo global de la educación, donde se refuerce el sentido de responsabilidad y trabajo. Para este objetivo se pretende que cada funcionario de acuerdo a sus funciones y grado de responsabilidad se integre activamente en la labor educativa, ejecute su trabajo en forma ordenada y complementaria de otras funciones.

    Conocer y hacer propio cada uno de los principios, ideales y objetivos expresados en el presente documento para desarrollar en su trabajo su sentido y misión particular.

    Participar en jornadas orientadas a la capacitación e integración, para promover ideas, soluciones prácticas, usos, costumbres y conductas necesarias para optimizar la eficiencia de su trabajo, siendo de vital importancia aquellas tendientes al cuidado y protección del alumno y su entorno.

    Sobre la base de estas líneas de acción o propuestas y aquellas que la autoridad correspondiente estime atingentes, se ordenan las funciones o actividades específicas y los procedimientos pertinentes. De igual modo, considerando objetivos, logros y metas claras dadas a conocer por el funcionario correspondiente, serán los antecedentes necesarios para toda evaluación laboral.

    Las normativas de aplicación de este P. E. I., se encuentran recopiladas en el Yellow Book.

    Como todo Proyecto Evaluativo, no constituye un documento inacabado e inamovible, sino más bien un texto que debe revisarse y evaluarse periódicamente para verificar su adecuación a los cambios del entorno, al progreso de la ciencia y al desarrollo de la cultura, a los avances teóricos y prácticos de las ciencias de la educación, al momento histórico en que se dé y a los resultados que se obtengan de su aplicación.

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

    ...