Ilegalidad, poder y manipulación: Los movilizadores de la ciudadanización mexicana 2000-2006[1]

Referencia bibliográfica de este libro:

Gamboa Villafranca, Xavier: Ilegalidad, poder y manipulación: Los movilizadores de la ciudadanización mexicana 2000-2006. Una publicación del Cuerpo Académico de Modernización de Gobierno y Políticas Públicas. Serie Ciencia Social Aplicada a la Mejora Progresista del Marco Constitucional Universidad de Quintana Roo, Número 1. Chetumal, Quintana Roo, México. 2007. 412 páginas incluyendo forros. Este documento se encuentra a texto completo en http://www.galeon.com/tutoriaacademica/ilegal/pagprin.htm y también, a solicitud expresa al autor, en CD ó memoria USB.

ENTRAR AL INDICE

Listado de publicaciones del Dr Xavier Gamboa

Cursos Universitarios Impartidos por el Dr Xavier Gamboa Villafranca

Tesis dirigidas por el Dr Xavier Gamboa

Red de Investigación Aplicada a Democratización y Eficiencia de Gobierno y Gestión Pública (RIADEGGP)

Observatorio Ciudadano de Política e Ideología (OCPI)

Comité Ciudadano Quintanarooense por la Dignificación de México (COCIQRO) y Manifiesto de Chetumal al Pueblo de México

División de Ciencias Sociales y Económico Administrativas, de la Universidad de Quintana Roo

Enviar correo a Administrador de contenido ó al Administrador de diseño

INDICE DE CONTENIDO

PORTADA

INTRODUCCIÓN

PRIMERA PARTE: EL PROPÓSITO DE LA CIUDADANÍA NORAMERICANA, PARA LIBERARSE DE SUS MALOS GOBERNANTES: EL CASO DE GEORGE W. BUSH

Presentacion de la Primera Parte Anexos a la Primera Parte del Libro

Capítulo 1.- Golpe de Estado desde el Poder Judicial y Cultura de la Ilegalidad Constitucional Promovida desde las alturas del Poder Ejecutivo

Capítulo 2.- Primer Nivel de la Respuesta Ciudadana en los EUA: Lucha Jurídico-Política por el Impeachment del Presidente, en el Senado

Capítulo 3.- Otros frentes de la lucha jurídica ciudadanizada, globalizada, para la recuperación de la legalidad secuestrada por gobernantes

SEGUNDA PARTE: MEXICO Y EL FOXISMO

Presentación de la Segunda Parte Anexos a la Segunda Parte del Libro

Capítulo 4.- Estrategia Político-Ideológica del Foxismo

Capítulo 5.- Resistencia Ciudadana

Capítulo 6.- Incubación de Medios de Comunicación Colectiva de la Resistencia Ciudadanana: Estructura de la Programación de Radio XECTF.

Principio del libro Ilegalidad, Poder y Manipulacion: Los movilizadores de la ciudadanizacion mexicana 2000-2006

______________________________________________________

INTRODUCCION

Principio del libro Ilegalidad, Poder y Manipulacion: Los movilizadores de la ciudadanizacion mexicana 2000-2006

______________________________________________________

PRIMERA PARTE.- El Propósito de la Ciudadanía Noramericana, para liberarse de sus Malos Gobernantes: el caso de George W. Bush


Presentación de la Primera Parte del Libro

En diciembre del 2000, la Casa Blanca es tomada por un segmento de la élite nortreamericana. Resultará, a la postre, que sólo transitoriamente podrá ejercer la hegemonía al interior del bloque en la estructural real de poder en la sociedad estadounidense.

La élite que arriba a la cúspide de la estructura formal de poder de los USA, es una fundamentalmente ligada al negocio de las armas, el petróleo y la energía eléctrica. Durante el siguiente bienio, siguiendo directrices de grupo y saldando compromisos previos, el titular del ejecutivo federal estadounidense aplicará medidas de dominación política y manipulación ideológica que, en el fondo, tienen el propósito real de suprimir cualquier obstáculo serio a la expansión, interna y a escala mundial, de su proyecto económico de fracción de clase.

En el plano ideológico interno, los estrategas de esta élite se empeñan en lograr que la sociedad noramericana y mundial haga suya una cultura de resignación, individual y grupal, a una alevosa y premeditada ilegalidad de Estado. Persiguen que esta cultura antijurídica funcione como el medio para lograr que queden impunes los delitos que se piensan cometer, formalmente desde la Presidencia, pero realmente desde las corporaciones. Planifican cuidadosamente todo, a efecto de lograr que tenga arraigo social la cultura antijurídica de la ilegalidad estatal selectiva, y por ende, para inmovilizar a la ciudadanía, al poder legislativo y al poder judicial; para no tener nada que temer ante posigles sanciones; para dar un autogolpe de Estado, en síntesis, que en la práctica implica la desaparición de los otros dos poderes.

Surge, sin embargo, una inssopechada resistencia. Exponentes de una oposición ciudadanizada estadounidense, se yerguen como diques contra la marejada bushista. Oponen una resistencia tal, que impiden que la cultura de la ilegalidad sea, conofme estaba previsto, el fundamento del justificante de las “glorias” del bushiato. A dscribir e interpretar cómo se da esta lucha ciudadanizada, particulamrnete en el nivel de lo jurídico, es que se orienta el presente trabajo.

Principio del libro Ilegalidad, Poder y Manipulacion: Los movilizadores de la ciudadanizacion mexicana 2000-2006

______________________________________________________

Capítulo 1.- Golpe de Estado desde el Poder Judicial y Cultura de la Ilegalidad Constitucional Promovida desde las alturas del Poder Ejecutivo

Contenido del Capìtulo 1

1)Preparación del Terreno, para Evitar Futuras Acusaciones Penales por “Altos Crimenes”: Concepción y Practica de la Alevosía de Estado

2)Graves Delitos de Estado Cometidos por el Bushismo, Intencionalmente hechos del Dominio Público Merced a la Promoción de Estado, de una Cultura Antijurídica y del Paradigma de la Ilegalidad Selectiva

Principio del libro Ilegalidad, Poder y Manipulacion: Los movilizadores de la ciudadanizacion mexicana 2000-2006

______________________________________________________

1)Preparación del Terreno, para Evitar Futuras Acusaciones Penales por “Altos Crimenes”: Concepción y Practica de la Alevosía de Estado

El grupo al que pertenece George W Bush llega a la Presidencia de los USA, junto con el milenio, de una manera ilegítima-legal. Es sorprendentemente similar a la manera en que asume la presidencia mexicana, en diciembre de 1988, el señor Carlos Salinas de Gortari: “arrebatando” los resultados, porque perdió realmente las elecciones, pero contando, a la vez, con un aval jurídico de primer orden que le da la llave de entrada a la oficina[2]. La manera en que el grupo recién llegado actúa durante el bienio inmediato posterior, proporciona elementos empíricos para empezar a construir la caracterización teórica –en el campo de la sociología política del derecho– de un nuevo tipo de acceso y ejercicio de la autoridad nacional: aquel que permite una alevosa y premeditada estrategia antijurídica de la élite al que representa el nuevo Presidente, para evitar acusaciones penales en el marco del derecho internacional, abriendo al mismo tiempo resquicios legales para su expulsión del puesto y posterior enjuiciamiento conforme a los preceptos constitucionales del derecho interno de su propio país.

La coyuntura postelectoral estadounidense del 2000, en lo particular, es extraordinariamente parecida a la coyuntura poselectoral federal mexicana de 1988[3]. Se inicia al día siguiente de celebrados los sufragios presidenciales de ese año. Fue especialmente intensa en lo concerniente a la lucha político-ideológica interna que incesantemente se dá en el territorio ubicado al norte del Río Bravo mexicano. Aunque con muy escasa legitimidad y confianza social, gana legalmente, al menos de manera temporal, uno de los dos competidores presentes. En un proceso que hubo de ser dirimido por la Suprema Corte de Justicia, el 12 de diciembre del 2000 ésta emite su ya famoso fallo, por apretada votación dividida, que establece que los votos favorecen a George W. Bush, del Partido Republicano. De hecho, algunos analistas lo catalogan, como golpe de Estado propinado desde la cúspide del poder judicial estadounidense; y algunos como un autogolpe de Estado[4] que dá el grupo arribista precisamente para llegar a la jefatura del Ejecutivo.

Con el ascenso del señor Bush a esta importante posición del poder, los dueños de las mas importantes corporaciones mundiales de la energía y las telecomunicaciones ubican convenientemente a un dócil (hacia ellos)[5] representante, en la Casa Blanca. Ocupar este espacio político significa, para ellos, satisfacer la condición más importante que necesitaban, para el fortalecimiento IRRESTRICTO de cada uno de sus integrantes: la ocupación directa de la presidencia. En efecto, descontando cualquier oposición del aparato burocrático federal de los EUA y, por el contrario, teniendo garantizado su apoyo a prácticamente cualquier proyecto suyo, tendrían el camino libre para emprender un acelerado pero relativamente tranquilo “empuje” en los dos frentes en que ya estaban enfrascados, pero “atorados”, [6] desde tiempo atrás.

En efecto, este segmento de la élite noramericana conocía de la escasa confianza que en la sociedad norteamericana hay, en buena parte de las instituciones de su propio país[7]. Asimísmo, tenía conocimiento, prácticamente al nivel de perfección, de la escasa legitimidad[8] con que se habían dado los sufragios presidenciales del 2000. Pero también se veía, a sí mismo, con férreo control sobre el grueso de los medios de comunicación de masas -tanto impresos como electrónicos-. Por ello, a pesar de tener una baja legitimidad y de despertar poca confianza social, podría emprenderse desde el gobierno la sistemática eliminación del entonces incipiente nicho estadounidense de resistencia ideológica[9] al proyecto exclusivamente corporativizante con que arriban a las alturas de la estructura de poder formal. En el plano externo, a sus anchas, ahora estarían en capacidad de expander la globalización irrestricta del control de esta camarilla sobre gobiernos, compañías, proveedores de ONGs y, en general, sobre “mercados”, bolsas de valores, información, bancos y recursos naturales. Esto no podrían lograrlo “a la buena”: acumular riqueza a costa de empresas públicas y de ciudadanos pobres de otros estados nacionales, es una cosa; quitar lo suyo a empresarios y suprimir negocios privados, es otra. Era de esperarse que estos últimos no se dejarían expoliar, así como así.

Se “curan en salud”. Tan pronto arriban a la presidencia empiezan a preparar, entonces, el escenario externo requerido para evitar las consecuencias de “actuar a la mala”[10], con respecto a autoridades, instituciones, organizaciones, grupos, partidos y ciudadanos de otras sociedades nacionales. Respecto a esta expansión carente de límites legales, seis hechos[11] de partida parecieran señalar que el estrechísimo grupo de Bush se anticipa, de manera alevosa y premeditada, a los efectos previsibles de las acciones delictuosas contra la humanidad del mundo y de su propio país. Actos que que ya tenían planeado[12] llevar a cabo y que, precisamente para su ejecución ilimitada, es que tanto empeño mostró, en llegar a la presidencia, el grupo de archimultimillonarios que mueve los hilos de los títeres del teatro guiñol que de manera permanente y obligatoria[13] se dá a los habitantes del planeta tierra:

-Negación[14] para firmar los protocolos de Kyoto, aprobados unánimamente por la comunidad internacional.

-Rechazo al control de armas bacteriológicas, por estimar que el acuerdo para evitar la proliferación de estos arsenales era perjudicial para los EUA.

-Negación para firmar y participar en la Corte Penal Internacional, integrada por 18 juristas independientes, creada para juzgar los crímenes de la humanidad y para impedir legalmente que se siguen cometiendo crímenes de guerra con impunidad (aprobada por más de 190 países y sólo 7 en contra, incluyendo a los EUA y a Irak).

-Exigencias a las naciones independientes, para que firmen un documento en el cual renuncian a su derecho a juzgar a ciudadanos norteamericanos por delitos cometidos en el extranjero.

-Procuración de pactos explícitos de ayuda mutua con los gobiernos nacionales de países metrópolis de la globalización, entre los que sobresalen Inglaterra (Anthony Blair), España (José María Aznar) e Italia (Silvio Berlusconi), así como con los de medio centenar de países de la periferia y semiperiferia que asumen ya condiciones paupérrimas de soberanía y dignidad nacional, como efecto de la globalización de sus economías que han consentido y auspiciado -e incluso suplicado- .

-Pactos implícitos, reales, en el mismo sentido con el gobierno derechista de México[15] y con los de otros países que le son útiles para su labor de clientelismo ex post, en organismos multinacionales.

Principio del libro Ilegalidad, Poder y Manipulacion: Los movilizadores de la ciudadanizacion mexicana 2000-2006

______________________________________________________

2)Graves Delitos de Estado Cometidos por el Bushismo, Intencionalmente hechos del Dominio Público Merced a la Promoción de Estado, de una Cultura Antijurídica y del Paradigma de la Ilegalidad Selectiva

2.1) Marginación de Derechos Civiles

Empiezan a actuar , una vez que ha sido rápida y eficientemente montado el escenario para evitar castigos legales por las atrocidades que pensaban cometer. El grupo “técnicamente autogolpista” implanta la estrategia de cometer delitos, haciéndolos del dominio público merced a su amplia y sistemática divulgación en medios de comunicación de masas. El propósito: lograr la resignación social a un marco generalizado de ilegalidad selectiva, por repetición perenne de mensajes televisivos y radiofónicos que aluden a la realización de los mismos.

Hacen gala, para ello, del manejo de técnicas extáticas y electrónico-psicológicas, con manejo de la realidad virtual y situaciones de éxtasis.[16] Tejen sobre una clara concepción ideológica: la ideología de la etnocentiricidad; la del “primero nosotros... despues el resto, el diferente a nosotros”. Con respecto al “nosotros”, a lo que suceda dentro de los EUA, combaten en dos frentes para la divulgación de su cultura antijurídica.

El primer frente en que avanza fuertemente la cultura antijurídica promovida por el recién llegado Presidente, George W. Bush, durante los siguientes dos años, es el frente interno. Aquí, la camarilla que lo coloca en la presidencia tiene, claramente, un objetivo central en materia de manipulación ideológica: lograr que sea socialmente aprehendida una cultura de resignación ante la ilegalidad de Estado. Según los cálculos de sus estrategas, el efectivo enraizamiento de esta cultura le permitiría al grupo implantar, sin oposición social considerable, una suerte de Estado tiránico-dictatorial, --de y por encima de-- la Sociedad Estadounidense.

Con fundamento en el trabajo de Federico Fasano Mertens,[17] es posible sostener que George W. Bush habría así, abierta y descaradamente, ordenado durante sus primeros dos años de gestión, la realización –al interior de los propios EUA– de 7 graves delitos de Estado, justificados (en la imagen ideológica construída) por el tamaño del peligro de la “amenaza terrorista”:[18]

Suspensión de derechos civiles

Instauración de la censura

Elaboración y utilización de listas negras, para lidiar con la oposición

Eliminación del habeas corpus

Imposición de juicios clandestinos

Operación de cárceles secretas

Instauración del delito de opinión

A partir de información más reciente, encuentro que es posible sostener que en muy amplios segmentos de la sociedad norteamericana se percibe que el grupo de pertenencia de Bush ha cometido también delitos de Estado que no estaban considerados en los efectos a lograr por la cultura de la ilegalidad promovida por su adminsitración. Estos delitos graves, pues, trascienden a los marcos de la cultura de Estado de aceptación de lo antijurídica y de resignación ante la ilegalidad gubernamental. Estos crímenes fueron inicialmente captados por individuos, grupos y organizaciones que habían venido escapando a su institucionalización de la globalización de los mercados. Sin embargo, en buena medida debido a la capacidad de influencia de estos segmenteos y al uso que éstos dieron al internet en tanto mecanismo no totalmente controlado, rápidamente se hacen también del dominio p{ublico. De entre estos graves delitos de Estado cometidos por la administración Bush, que no han sido promovidos por su propio grupo, destacan los siguientes :

Usurpar el poder presidencial en elección que ganó Al Gore

Permitir, al menos por omisión, la destrucción del World Trade Center y de parte del Pentágono, el 11 de septiembre del 2001; mentir al respecto, posteriormente

Ilegal presión sobre los medios de comunicación de masas norteamericanos, para que se autocensuren[19].

Manipulación de la opinión pública norteamericana, al sostener que el ataque al World Trade Center y al Pentágono, del 2001, fue obra de un terrorismo internacional son sede en “el eje del mal” y ocultar que, al menos por omisión, fue hechura del grupo de GWB[20]

Engaño a la población difundiendo masivamente , con todos los agravantes, la mentira de que había en Irak armas de destrucción masiva, después que había un dictador en el poder, enseguida que se iba a liberar a Irak[21] y, por último (hasta ahora) que Siria y Corea del Norte tiene armas de destrucción masiva.

Delincuencia organizada para el enriquecimiento del grupo directo de Bush, vía contratos sin licitación, concedidos para posibilitar la preparación y ejecución de la invasión armada a Irak.

Delincuencia organizada para el enriquecimiento del grupo directo de Bush, vía contratos concedidos para la reparación de la infraestructura dañada por la invasión armada en Irak.

Ocultar a la sociedad norteamericana que el objetivo central realmente es lograr que el grupo de businessmen al que se encuentra genéticamente subordinada la administración GWB, se haga directamente del negocio del petróleo y del agua en todo el oriente medio, a través de la invasión, conquista y ocupación armada perpetrada por al menos medio millón de efectivos militares[22].

2.2)Efectos de Guerras Conducidas por Fuerzas Militares de Invasión y Ocupación Estadounidense

El segundo frente en que avanza la fracción de la élite estadounidense a la que responde el nuevo jefe del ejecutivo, correspondiente también a la preparación para la impunidad que previamente se hizo, es el relacionado con el propósito de lograr que la ciudadanía estadounidense y de las principales metrópolis de la globalización, se convenza de la “irremediabilidad” –mediante la promoción sistemática de la cultura antijurídica– de crímenes de guerra en Aghanistán e Irak, cometidos por fuerzas militares de invasión y ocupación estadounidenses, británicas y españolas.

Homicidios intencionados de civiles y ataques a la población y a bienes de carácter civil[23]

Asesinato de periodistas independientes, preferentemente no ciudadanos de los EUA[24]

Instauración por las armas estadounidenses, de dos gobiernos directa y explícitamente pro negocios del grupo al que Bush representa[25].

Desmantelamiento, por la fuerza militar angloestadounidense, del Estado nacional Iraquí y su real sustitución por tres estados .

Ordenar la captura, “vivos ó muertos”, de dirigentes militares y civiles de gobiernos depuestos por la fuerza de las armas de los EUA y sus aliados mas cercanos[26].

Principio del libro Ilegalidad, Poder y Manipulacion: Los movilizadores de la ciudadanizacion mexicana 2000-2006

Listado de publicaciones del Dr Xavier Gamboa

Cursos Universitarios Impartidos por el Dr Xavier Gamboa Villafranca

Tesis dirigidas por el Dr Xavier Gamboa

Red de Investigación Aplicada a Democratización y Eficiencia de Gobierno y Gestión Pública (RIADEGGP)

Observatorio Ciudadano de Política e Ideología (OCPI)

Comité Ciudadano Quintanarooense por la Dignificación de México (COCIQRO) y Manifiesto de Chetumal al Pueblo de México

División de Ciencias Sociales y Económico Administrativas, de la Universidad de Quintana Roo

Enviar correo a Administrador de contenido ó al Administrador de diseño



[1] Avance de resultados de una parte del proyecto colectivo de investigación “Revocación Ciudadana del Mandato a Jefes de Gobierno Ilegítimos, en las Metrópolis de la Globalización de los Mercados: Secuela de la invasión y ocupación, de Irak, por fuerzas armadas conducidas por los EUA”. La respecftiva propuesta se puede ver en http://galeon.com/cepros/riadeggp/invproceso/pagprin.doc Además, en el sitio de inernet http://galeon.com/cepros/riadeggp/revman/pagprin.htm está la base de datos en que parcialmente me he basado, para confeccionar el presente documento.

[2] El propósito de ganar un proceso electoral, por la vía de los hechos de la lucha política a secas, no es nuevo para la Derecha mexicana. El tema lo abordo en mi libro La Lucha Político-Electoral mexicana de 1985 (Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM, México, DF. 1985) El texto completo del libro está en http://www.angelfire.com/ok5/cepros/coy85/pagprin.htm

[3] Esta ha sido descrita e interpretada por mí, en el libro Cuando en la Lucha no hubo Máscaras: la coyuntura postelectoral Mexicana de 1988, Colección en las entrañas del cambio, Número 2. coedición CEPROS AC y taller abierto Soc. Coop. México, D.F. marzo del 1999 y que se puede ver, a texto completo, en: http://www.angelfire.com/ok3/xgamboa/coy88/pagprin.htm

[4] Véase la teoría que he desarrollado, respecto a la etapa en que un presidente prepara las condiciones políticas e ideológicas para propinar un autogolpe de Estado, mi libro: Autogolpes Presidenciales de Estado.- Manipulación Ideológica y Dominación Política. Coedición Universidad de Quintana Roo (UQROO) y Taller Abierto Soc. Coop. México, D.F. 2003. El texto completo se puede consultar en: http://galeon.com/xgamboa/autogol/pagprin.htm

[5] Este grupo, de manera clara y ostensible, se muestra de inmediato como supraordinando al titular del poder ejecutivo de los USA

[6] Aquí, hay que tener en mente que las corporaciones hegemónicas no habían podido vencer claramente antes, en ninguno de estos dos frentes, precisamente porque con anterioridad al 12 de diciembre del 2001, el ejecutivo mantenía todavía un mínimo de autonomía relativa con respecto a ellas. La distancia mínima que es menester exista en todo gobiernoque funciona con legitimidad, entre poder político formal y poder económico rea,l se pierde por completo y a la vista de todos, despues de esa fecha. Por ello es que, para muchos norteamericanos, el 12 de diciembre del 2001 es, en efecto, una fecha que motivó que los próceres de la independencia de los EUA se retoriceran de pena, vergüenza e impotencia en sus ataúdes; aún los de aquellos que se ubican en el capitolio.

[7] Una comparación de la confianza social en sus propias instituciones nacionales, que tienen ciudadanos de los EUA y de México, la abordo en el último capíitulo de mi libro “Confianza Socia-Regional en las Instituciones Nacionales: la Zona Metropolitana de la ciudad de México. Un comparativo mexicano estadounidense”, Colección en las Entrañas del Cambio, Número 3. Coedición UQROO, Taller Abierto Soc. Coop. Y Cepros AC. México, D.F. mayo del 2001. También se puede ver, a texto complexo en: http://www.angelfire.com/ok3/xgamboa/conf/libro1.htm

[8] Un método general para el análisis cuantitativo y cualitativo de la legitimidad socialmente atribuible a procesos electorales federales, aunque desarrollado para el caso específrico mexicano de 1993-1994, puede verse en Gamboa villafranca, Xavier: “Indice de Legitimidad del sistema Político-Electoral Mexicano durante elecciones presidenciales mexicanas: 6 ciudades, mayo-octubre de 1994. Diciembre de 1994.

http://www.angelfire.com/ok3/xgamboa/legitim1994.htm

[9] Esta oposición al proyecto del “oil gang” al que, se dice vox populli, pertenece el ejecutivo noramericano, existía, y era fuerte, en el terreno de la demitificación ideológica; ; aunque aún distaba mucho de representar un peligro político inmediato. Se sinetizan sus objetivos, en el celebre lema: Take power away from corporations, and give it back to the people. La preocupación de la cúspide de la burocracia federal, en torno a ella, era por sus efectos potenciales, más que inmediatos; era, por cuanto lo que podría lograr. Fue, para usar un término que luego se utlizaría para justificar al menos dos invasiones armadas y conquistas de Estados nacionales soberanos, una acción preventiva: pre-emptive action

[10] En este sentido actúan, así, como el ladrón que, cobijado por algún dictadorzuelo ó protegido por el cacique local, urde un plan para robar una casa habitación, pero cuidando primero de cambiar las leyes que establecen que el robo es un delito, de penetrar a los cuadros de mando de las corporaciones encargadas de la policía y de suprimir la misma existencia legal a la misma casa habitación. Piensan que, de esta manera, podrían robar a plena luz del día, avisando a los moradores que se deben dejar robar; dar órdenes para matar al jefe de familia si osa defenderse del robo, ...¡y todavía pretender cobrar por este robo!...Sin que nadie los pueda acusar posteriormente de ello y, menos todavía, llevar a los juzgados y castigar “conforme a la ley”, ó a “la justicia”. Y, si a pesar de todo ello, alguien sí los acusa, se sentirán por ello ofendidos.

[11] De los que se denuncian enseguida, los cuatro primeros son identificados y caracterizados en la útil panorámica que nos brinda Federico Fasano Mertens: “De Hitler a Bush.- En pié, para defender la vida”, Por Esto! De Quintana Roo. Pág. 1, Sección Opiniones. 11 de abril del 2003.

[12] Lo subrayo, porque nada más alejado de la realidad sería el decir que las guerras que vinieron después fueron “ocurrencias del momento”.

[13] Aunque, ciertamente, no gratuita... ¡sino a un altísimo precio! Una parte, Pág.adero de inmediato; otra, a plazo, con intereses de usura y agio.

[14] desde antes, incluso, de la llega del grupo bushista a la presidencia

[15] Aunque nunca en la forma, porque, después de todo, no hay que dañar a los amigos. ¿Ó sí? We’re friends, aren´t we?

[16] El espacio disponible me impide entrar con detalle al contenido de cada uno de estos conceptos. Recomiendo al lector ver la segunda parte, capítulos 3 y 4, del excelente libro de Miguel Angel Adame Cerón: Éxtasis, misticismos y psicodelias en la Posmodernidad. Editorial Taller Abierto Sociedad Cooperativa. México. 1998.

[17] Op Cit

[18]Alfredo Tecla Jiménez ha desentrañado las manifestaciones, determinantes y efectos reales de este fenómeno social, en su magistral obra: Antropología de la Violencia. Editorial Taller Abierto Sociedad Cooperativa. México, DF. 2ª Ed 1999.

[19] En una reciente contribución periodística (“Silencian a periodistas por revelar atrocidades”, Por Esto! de Quintana Roo. Pág. 6, Sección Internacional, 11 de abril del 2003), Omar El Attar, de Alpha News, afirma que hay resentimiento entre los jefes militares y civiles de la invasión de EU a Irak hacia los periodistas extranjeros, ya que “éstos han difundido a todo el mundo acciones bélicas –muerte de centenares de civiles iraquíes, prisioneros de guerra estadounidenses, etcétera- que podrían tipificar delitos como crímenes de guerra. Cabe consignar que los medios difusores de EU han aplicado políticas de censura a sí mismos. Mucha de la información difundida al mundo por los periodistas extranjeros no es conocida por el público estadounidense...”

[20] Manu Dornbierer (“Kill them all”, Por Ésto! De Quintana Roo. Pág. 10, Sección La República, 12 de abril del 2003) apunta: “... ‘Kill them all and let God sort them out’ es uno de los planteamientos filosóficos del viejo sistema hegemónico que rige a la mayor ‘democracia’ del planeta, el cínico imperio que hoy decidió cambiar el mapa del mundo, para usar un término de su espurio presidente Bush...La vida no vale nada... en USA...cuando el Big Brother no decide realizar...espectaculares sacrificios humanos de sus propios conciudadanos como sucedió... en el World Trade Center (para tener un gran motivo para iniciar la guerra contra el terrorismo, contra Afganistán, Irak,...Siria, Corea del Norte, Cuba y quien resulte responsable de querer respirar)... Cada vez es más la gente que piensa que las Torres Gemelas fueron derribadas para tales efectos... Un libro mexicano, de Claudia Luna Pelencia, intitulado ‘La Política del Miedo’ se une a otros tres que sostienen la misma tesis del autoatentado (Kissinger no quiso seguir la pesquisa). Los otros se llaman: ‘El World Trade Center y Alicia en el País de las Maravillas’, del inglés David Icke, y ‘Terrible Impostura’, del francés Thierry Meyssanal... que... me explicó que tuvo que escribir otro contundente libro ‘El Pentagate’...que demuestra el show mal hecho que fue el supuesto ataque al Pentágono. No fue un avión, fue un misil, el que lo penetró...”

[21] Juan R Menéndez Rodríguez (“El americano feo”, Por Esto! De Quintana Roo. Pág. 2, Sección Opiniones. 14 de abril del 2003) dice textualmente: “Nadie ha vuelto a mencionar ni a intenar probar que Irak poseía armas de destrucción masiva. El asunto tomó un giro sorprendente. Ya no se trata de desarmar a un déspota, se trata de hacer entender a una sociedad anclada en el pasado que el ‘American Way of Life’ es su mejor destino. Lo que sigue es construir un gobierno del mas puro corte occidental por no decir estadounidense.”

[22] Eduardo Literas ( “ ‘Conviene’ atacar a Siria”, Por Esto! De Quintana Roo. Pág. 14, Sección La República. 14 de abril del 2003.) informa que Yulia Petrovskaia, comentarista de Nezavisimaya Gazeta de Moscú dice que “se está creando la sensación de que en los próximos días Estados Unidos iniciará bombardeos en Siria. Washington, que hace tiempo incluyó a Siria en su lista de países proscritos, acusa a Damasco de apoyar a grupos terroristas y de intentar fabricar armas de exterminio masivo. En otras palabras, existen razones suficientes para un ataque contra Siria...La amplia lista de países en los que están estacionadas tropas estadounidenses, que acaba de ampliarse con Irak, puede incluir pronto tambióen a Siria. Una nueva guerra no aumentaría mucho el gasto militar para Estados Unidos. Al Pengátongo y al Congreso le saldría mucho más barato usar las tropas concentradas en Irak para una invasión a Siria que preparar desde cero una nueva camaña militar...”

[23] Al respecto, el Comunicado de Reporteros sin Fronteras dirige al Presidente de la Comisión Internacional Humanitaria para el Establecimiento de los Hechos, que publica el diario mexicano Por Esto! De Quntana Roo. (Pág. 9, Sección Internacional. 14 de abril del 2003) es más que claro: “Hoy, y sin haber tenido respuesta de su parte, Reporteros sin Fronteras le requiere de nuevo para que la Comisión entienda, sin esperar más, sobre las nuevas exacciones cometidas en Irak. En efecto, los homicidios intencionados de civiles y los ataques que han alcanzado a la población, y a bienes de carácter civil, son crímenes de guerra y graves infracciones de la Convención de Ginebra, de las que deben establecerse las responsabilidades...”

[24] Gilberto Balam Pereira ( “La guerra y los medios.- Periodistas independientes asesinados en Irak”, Por Esto! De Quintana Roo. Pág. 1, Sección Opiniones) sostiene que, alimentando la legitimidad de la conquista militar estadounidense de Irak, el equipo que sustenta a Bush tiene una estrategia comunicacional basada en dos ejes: a)el monopolio de la información de masas y la censura-autocensura de contenidos comunicaciones relacionados con la invasión armada, sus determinantes y sus efectos; b)la supresión física de los comunicadores –sobre todo extranjeros- que no se dejan amordazar. En cuanto a este segundo eje, el investigador dice textualmente:

“Los ataques por tropas de EU contra periodistas en Bruselas y el ataque contra la destrucción de las oficinas televisivas de Al Jazeera, de Abu Dhabi Televisión y el bombardeo al hotel Palestina de Bagdad... son actos ...de los estadounidenses contra los medios de comunicación que están contra [su] política belicista... Ya son más de 18 periodistas de varias nacionalidades que han muerto bajo el fugeo invasor... Las muertes de periodistas independientes comienzan a dar sus frutos deseados. El Ministro de Defensa del Gobierno Español, alcahuete diplomático de la guerra contra Irak, ya pidió a los medios peninsulares que retiren a sus enviados de Bagdad y unos 25 informadores de las cadenas televisivas árabes atacadas; han solicitado su urgente evaluación de la capital iraquí, toda vez que se encuentran en grave peligro. Si

Washington logra limpiar a Bagdad de informadores internacionales, podrá intensificar con mayor margen de maniobra, la matanza indiscriminada y masiva de habitantes como lo está haciendo ya hace tres semanas..

[25] Desde el 12 de abril del 2003, el periodista Alfredo García (Subordinación ó fuerza, Por Esto! De Quintana Roo. Página 11, Sección Internacional, Columna En Torno a la Noticia) da esta inquietante noticia: “El Pentágono organiza la Administración colonial de Irak con el ‘Gunga Din’ iraquí: Ahmed Calabi, un delincuente internacional, amigo del Secretario de Defensa, Donald Rumsfeld, con nuevos vínculos comerciales con el Vicepresidente Dich Cheney, es el probable candidato para ‘iraquizar’ la colonia. Cjhalabi, exiliado en EU desde 1958 y Jefe del Congreso Nacional Iraquí, un grupo ‘opositor’ financiado por Washington, fue trasladado por el Pentágono en unión de sus partidarios a la ciudad iraquí de Nasiriya, donde pronunció su primer discurso... Continúa sin recato la organización del virreinato norteamericano en irak

[26] Alfredo García (Subordinación ó fuerza, Por Esto! De Quintana Roo. Página 11, Sección Internacional, Columna En Torno a la Noticia. 12 de abril del 2003) notifica que “una de las primeras medidas del ‘nuevo orden democrático’, fue el anuncio del mando militar norteamericano-británico sobre un listado de 55 dirigentes del régimen iraquí, que pueden ser ‘asesinados, perseguidos ó capturados’. Todas las fuerza s invasoras y la quinta columna iraquí, recibirán una ‘baraja’ con 55 cartas, conteniendo la foto y datos de cada dirigente buscado...”